La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, ha anunciado que se van a restringir a 10 personas el aforo en las terrazas, reuniones en el ámbito privado y público, así como las concentraciones en las viviendas. Además, la mascarilla será obligatoria «por respeto» a los ciudadanos en los lugares públicos, con el objetivo de frenar la expansión de una segunda ola de coronavirus en la región, como ya han hecho prácticamente todas las regiones de España. Asimismo, Ayuso ha anunciado que el Gobierno regional pondrá en marcha un cartilla Covid-19, que simule a la de vacunación internacional y que tenga una réplica en la tarjeta sanitaria virtual: «Con ella se permitiría demostrar quiénes en estos momentos no pueden contagiar, no pueden ser contagiados, y por lo tanto pueden volver a una cierta normalidad y, de manera paralela, proteger al vulnerable»

«Madrid no es una isla dentro del sistema nacional de salud. Se limitan las reuniones a máximo 10 personas y establecemos la misma recomendación para domicilio», ha reiterado en la misma conferencia de prensa el consejero de Salud, Enrique Ruiz Escudero.

A su vez, la orden, que entrará en vigor el próximo jueves, recogerá la limitación del horario del ocio nocturno y de las terrazas: a partir de la 1:00 los locales de copas y discotecas no podrán recibir más clientes, y las terrazas deberán estar recogidas a la 1:30. Los establecimientos deberán mantener un registro para llevar a cabo «un rastreo con mayor facilidad», ha dicho Escudero.

Ayuso ha presentado el plan de contingencia ‘Madrid no se para’, al que han denominado de esta forma, porque «la vida y la economía no se pueden parar», tal y como ha declarado en rueda de prensa este martes. «La Comunidad tiene una doble misión: acabar con el Covid-19 y trabajar para el empleo. Por eso, hemos presentado esta estrategia. Lo más importante sigue siendo la responsabilidad individual, por eso les felicitamos [a los madrileños] por su extraordinario comportamiento», ha proclamado la presidenta.

Asimismo, ha mostrado su preocupación «por el comportamiento de muchos jóvenes». «Están poniendo en riesgo la vida de sus vecinos, pero también su futuro académico y laboral. Los jóvenes de Madrid se tienen que convertir en nuestros aliados. Tienen en sus manos la posibilidad de cambiar esta tendencia. Vamos a poner en marcha una campaña para ellos».

«Los jóvenes deben ser responsables con su salud. Siempre confiamos en su sensatez, pero vamos a tomar medidas muy concretas en estas franjas de edad», ha dicho Ruiz Escudero, que ha anunciado que la Comunidad ha registrado hasta este momento 11 brotes con 70 casos confirmados, principalmente en el ámbito familiar, pero también en el laboral. «Tenemos confirmados 78.000 casos con PCR positiva desde el principio de la pandemia», ha detallado. 

PCR en origen para los que lleguen de zonas de mayor riesgo

Díaz Ayuso ha indicado que el Ejecutivo que dirige va a «pedir al Gobierno de España [que se hagan] PCR en origen para los que lleguen de zonas de mayor riesgo» y ha asegurado que «nos ofrecemos a ayudar con un hospital de campaña que podría estar en el aeropuerto de Barajas».

Escudero a afirmado que van a «reforzar la colaboración con las autoridades sanitarias» y solicitarán «la colaboración de los ayuntamientos para el aislamiento y las cuarentenas».