Economía

El saldo de cuatro días de huelga del taxi: 100 VTC destrozados y tres hospitalizados

El presidente de Unauto, patronal que agrupa a Uber y Cabify, denuncia los destrozos durante los paros del taxi

logo
El saldo de cuatro días de huelga del taxi: 100 VTC destrozados y tres hospitalizados

Protestas del taxi en Barcelona. EFE

Resumen:

El pasado 25 de julio comenzó la huelga de taxis que está paralizando la circulación en las grandes ciudades españoles y que, a día de hoy, no parece tener final. Los taxistas están llevando al límite la situación en las calles y, más de una vez, las cosas han ido demasiado lejos.

Así, Uber y Cabify denuncian que en apenas cuatro días, desde el miércoles hasta el pasado domingo, han sufrido daños en más de 100 coches y tres de sus conductores han tenido que ser hospitalizados por diferentes agresiones.

“Sólo el día 25, el primero de la huelga, tuvimos 30 vehículos rotos“, explica el presidente de Unauto, Eduardo Martín, que también confirma que un conductor sufrió quemaduras en el rostro por un ataque con ácido y otro recibió una paliza. “Además, muchísimos conductores han tenido que ser atendidos por ataques de ansiedad por las amenazas, agresiones y coacciones terribles”, dice.

El pasado 25 de julio comenzó la huelga de taxis que está paralizando la circulación en las grandes ciudades españoles y que, a día de hoy, no parece tener final. Los taxistas están llevando al límite la situación en las calles y, más de una vez, las cosas han ido demasiado lejos.

Así, Uber y Cabify denuncian que en apenas cuatro días, desde el miércoles hasta el pasado domingo, han sufrido daños en más de 100 coches y tres de sus conductores han tenido que ser hospitalizados por diferentes agresiones.

“Sólo el día 25, el primero de la huelga, tuvimos 30 vehículos rotos“, explica el presidente de Unauto, Eduardo Martín, que también confirma que un conductor sufrió quemaduras en el rostro por un ataque con ácido y otro recibió una paliza. “Además, muchísimos conductores han tenido que ser atendidos por ataques de ansiedad por las amenazas, agresiones y coacciones terribles”, dice.

A eso hay que sumar un posible disparo con arma de fuego que recibió un vehículo VTC. El presidente de la patronal que engloba a Cabify y Uber ha afirmado que todavía esperan los resultados de los Mossos d’Esquadra pero que todo apunta a que podría ser una bala del calibre 22.

Debido a esta situación, ha explicado, algunos conductores están empezando a organizarse para protegerse. “Van de dos en dos, uno conduce y el otro está atento por lo que pudiera pasar. También se avisan de las rutas y de los posibles puntos de peligro. Hacen lo que pueden”, resalta.

“Están chantajeando vilmente a esta sociedad y amedrentando a nuestros conductores. Y todo porque no están conformes con que haya competencia”, apunta Martín, que lamenta que “parece que hay trabajadores de primera y de segunda, porque los trabajadores de las VTC tienen los mismos derechos que los del taxi”.

Reunión en Fomento

Tras el encuentro del secretario de Estado de Transporte, Infraestructura y Vivienda, Pedro Saura, con los representantes del taxi en la mañana de este lunes, este martes le toca el turno a los miembros de los diferentes actores del frente VTC.

“Lo primero que vamos a pedir, antes de nada, es que garanticen nuestra seguridad. No quiero ni una luna rota de uno de nuestros coches, ni un conductor más que salga a la calle con miedo”, decía Eduardo Martín.

En una comparecencia en la que también estaban entre el público Juan Galiardo y Mariano Silveyra, responsables de Uber y Cabify en España, el presidente de Unauto ha asegurado que pedirán a Fomento “que no ceda al chantaje porque los ciudadanos no podemos renunciar a todo lo que hemos luchado para que haya competencia” y ha calificado de “despreciable” e “inaceptable en ningún caso” el comportamiento del taxi.