Economía | EmpresasSU PEOR RESULTADO EN CINCO AÑOS

Ryanair entra en pérdidas por el zarpazo en sus cuentas de la guerra de precios

La ‘low cost’ imitará la estructura societaria de IAG y creará una matriz con Michael O’Leary al frente que agrupará a sus cuatro aerolíneas filiales, que mantendrán su independencia con un consejero delegado propio.

logo
Ryanair entra en pérdidas por el zarpazo en sus cuentas de la guerra de precios
Un avión de la aerolínea de bajo coste Ryanair.

Un avión de la aerolínea de bajo coste Ryanair. Efe

Resumen:

Números rojos para Ryanair por la guerra de precios en el negocio aéreo. El gigante del bajo coste registró unas pérdidas de 19,6 millones de euros en el tercer trimestre de su año fiscal (de octubre a diciembre), frente al beneficio neto de 105,6 millones. A estos números rojos ordinario se sumarán el impacto de las pérdidas extraordinarias de 46,5 millones por su nueva filial austriaca Laudamotion.

Ryanair sufre así sus peores resultados en cinco años para este periodo. La aerolínea irlandesa registró en el tercer trimestre de 2014 unas pérdidas de 35 millones, desde entonces año tras año había registrado beneficios.

La aerolínea achaca las pérdidas al impacto en sus cuentas de la guerra de precios que se vive en el sector. Ryanair ha bajado su tarifa media un 6%, hasta situarla en los 30 euros, para defender su cuota de mercado en un momento de sobrecapacidad en los vuelos y de competencia de máxima agresividad. Una situación que la compañía prevé que se mantenga durante el resto del año.

Ryanair compensa parcialmente el zarpazo de los menores ingresos por cada billete con un incremento del 8% del tráfico de pasajeros entre octubre y diciembre (hasta 33 millones de viajeros) y un aumento del 26% de las ingresos por actividades complementarias (hasta 557 millones). Los servicios complementarios concentran así más un tercio del total de las ventas de la compañía, que fueron de 1.530 millones en el trimestre, un 9% más.

“Perder 20 millones de euros en el trimestre es decepcionante, pero nos consuela que fue enteramente por tarifas más bajas de lo esperado, con lo que nuestros clientes están disfrutando de bajos precios de récord”, sostiene Michael O’Leary, consejero delegado de Ryanair, en un comunicado.

Las pérdidas trimestrales se producen apenas unas semanas después de que Ryanair volviera a revisar a la baja su previsión de beneficio anual, achacándolo a la guerra de precios. Ha recortado su estimación dos veces en tres meses, y no descarta volver a hacer por el Brexit. La nueva estimación de beneficio para el año fiscal (que cierra el 31 de marzo) se sitúa en una horquilla entre los 1.000 y los 1.100 millones de euros, frente a la previsión de entre 1.100 y 1.200 millones que estableció el pasado octubre y que ya rebajaba la guía inicial que contemplaba que la compañía ganara entre 1.250 y 1.350 millones en todo el ejercicio.

Reestructuración societaria

Ryanair prepara una auténtica revolución en su estructura como compañía. A lo largo del próximo año, la corporación irlandesa creará una nueva estructura societaria “no muy diferente a la que tiene IAG” –el holding que agrupa a Iberia, Vueling, British Airways y Aer Lingus-, apunta la compañía.

Los planes de Ryanair pasan por crear una matriz que sirva para agrupar a sus cuatro filiales aéreas: Ryanair DAC, Laudamotion, Ryanair SUN y Ryanair UK. Cada una de estas cuatro empresas contarán con su propio consejero delegado y su propio equipo de dirección. La matriz funcionaría como holding –igual que IAG con sus aerolíneas- y se concentraría en centralizar las decisiones sobre asignación de capital, recortes de costes, compras de aviones y eventuales operaciones corporativas.

Michael O’Leary, actual consejero delegado de Ryanair, se pondría al frente de esa nueva matriz -con lo que se quedaría fuera del día a día operativo de las compañías aéreas- y ha firmado un nuevo contrato de cinco años que le vinculará a la compañía hasta 2024. En los próximos meses se irían nombrando a los nuevos consejeros delegados de cada una de las aerolíneas.