Economía

Cabify se alía con el taxi: se podrán pedir desde dentro de la propia aplicación

Manifestación de conductores de Uber y Cabify en Madrid. EFE

A partir de este jueves se podrá pedir un taxi a través de la aplicación de Cabify. Así lo ha anunciado la plataforma de transporte española, que pone así en marcha su primera alianza con un sector que no ha mostrado más que hostilidad contra los servicios que operan con licencias VTC.

La ciudad elegida para servir como banco de pruebas ha sido Santander, que se convierte de esta manera en la novena ciudad española en la que estarán los coches de Cabify. Los usuarios de la capital cántabra podrán solicitar viajes urbanos en taxi desde dentro de la propia aplicación, por lo que tendrán acceso a las dos opciones de movilidad.

«Con este proyecto nuestro objetivo es reforzar el taxi como una alternativa más al uso del vehículo privado en las ciudades, y aprovechar el reconocimiento de la marca Cabify para integrar el servicio y dinamizar todavía más el uso», ha explicado el presidente de Cabify en Europa, Mariano Silveyra.

El uso es sencillo: una vez dentro de la app, el usuario sólo tendrá que elegir el destino y se le mostrará la opción de, además de viajar en Cabify, seleccionar un trayecto en taxi. Una vez confirmado, y como ya es habitual, el viajero podrá ver cómo de lejos está el vehículo asignado, quién es su conductor y una estimación del coste, aunque el precio final seguirá estando sujeto a la tiranía del taxímetro.

Cualquier taxista de la ciudad puede unirse para aparecer en la aplicación, rellenando un formulario que aparece en una página web creada específicamente para ello. Pese a que de momento es un acuerdo limitado a Santander, desde Cabify explican que las intenciones de la compañía pasan por ampliar este tipo de alianzas al resto de España como ya han hecho en algunos países de Latinoamérica.

Comentar ()