Economía

Un banco alemán cobrará por los depósitos de particulares desde el primer euro

logo
Un banco alemán cobrará por los depósitos de particulares desde el primer euro

Sede de Volksbank Raiffeisenbank, en Fráncfort (Alemania). Flickr/ Daniel Pisano

Resumen:

La banca europea sigue abriendo caminos para traspasar a sus clientes el coste de los tipos negativos. Desde las negativas iniciales a cualquier tipo de cobro a los depositantes, poco a poco se han ido cruzando umbrales que poco antes parecían prohibidos. Primero, se cobró a clientes institucionales con cuentas muy elevadas; luego, se bajó ese umbral; y desde hace tiempo algunas entidades han ido extendiendo esos cargos a clientes particulares con grandes patrimonios.

Ahora, un banco alemán ha anunciado que cobrará a particulares por depósitos no tan elevados: los nuevos clientes de Volksbank Raiffeisenbank tendrá que abonar un cargo por cualquier tipo de depósito desde el primer euro.

La entidad explicó este martes en su página web que a los clientes que ya tiene no les va a cobrar nada por el dinero que tengan ya depositado en el banco, mientras que en el caso de las nuevas cuentas corrientes no cobrará hasta una cantidad de hasta 20.000 euros.

Hasta el momento ningún banco se había atrevido a gravar los depósitos desde el primer euro

De este modo, Volksbank Raiffeisenbank traspasa a los clientes los intereses que el Banco Central Europeo (BCE) le cobra por su exceso de reservas, que es un 0,5%.

Algunos bancos alemanes habían anunciado que iban a cobrar a sus clientes con depósitos muy elevados, por ejemplo a partir de 50.000 ó 100.000 euros por depositante, pero hasta ahora no se contemplaba hacerlo a los clientes minoristas.

La tasa de interés a los depósitos bancarios del BCE es ahora del menos 0,50%, pero desde el pasado 30 de septiembre el BCE ha introducido un sistema de dos tramos para la remuneración del exceso de liquidez. El BCE no cobra a los bancos hasta el séxtuplo de sus exigencias de reservas mínimas.

El multiplicador será el mismo para todas las entidades y el BCE lo determinará de modo que no influya indebidamente en los tipos a corto plazo del mercado monetario de la zona del euro.

Pese a ello en Alemania se mantienen las fuertes críticas a la política monetaria del BCE de tipos de interés muy bajos porque la población ahorra mucho y prefiere depositar su dinero en cuentas bancarias, en vez de invertir.

En España, a la expectativa

En España, hasta la fecha, ninguna entidad ha abierto la veda de cobrar a los particulares, aunque el consejero delegado de Banco Sabadell, Jaume Guardiola, señalaba el pasado octubre que medidas de ese tipo resultan casi inevitables en el momento actual y que su alcance dependerá de la evolución de la competencia.

En los días posteriores, no obstante, la práctica totalidad de las entidades nacionales rehusó adoptar medidas de este tipo. Sin embargo, recientemente el diario Expansión informaba de que varias entidades de banca privada ya están traspasando este coste a algunos clientes particulares con grandes cuentas.