Economía LOS AUDIOS DE LA EMERGENCIA

Así fue la conversación completa entre el Air Canada, el control de Barajas y el piloto del F-18

"Tenga un buen aterrizaje, señor", le dijo el piloto del F-18 al comandante del vuelo AC837 de Air Canada tras comprobar que sólo había una rueda dañada. Antes, los controladores habían enviado fotos y vídeos de YouTube al piloto para evaluar los daños tras el despegue.

logo
Así fue la conversación completa entre el Air Canada, el control de Barajas y el piloto del F-18

El piloto del vuelo AC837 de Air Canada, en Barajas tras el aterrizaje de emergencia. EFE

Resumen:

«Estoy debajo de ti a tu derecha, puedes replegar cuando quieras». Habla POKER81, el código con el que se identifica el F-18 desplegado por el Ejército del Aire, a petición del piloto del vuelo AC837 de Air Canada, para comprobar in situ el estado de la aeronave antes del aterrizaje de emergencia que tuvo en vilo al aeropuerto de Barajas el lunes durante cuatro horas y media.

El portal especializado VASAviation ha hecho públicas las grabaciones completas de las comunicaciones entre el piloto del vuelo de Air Canada, la torre de control de Barajas y el piloto del Ejército que acudió en su ayuda cuando sobrevolaba en patrón de espera en la provincia de Cuenca. Los audios explicitan la profesionalidad y la calma con la que se manejó la emergencia desde el primer momento.

Justo tras despegar, es la torre de control la que se comunica por primera vez con la aeronave para comprobar por qué no está ascendiendo a la altura habitual. Cabe recordar que la primera alarma respecto al vuelo de Air Canada saltó cuando el aparato sobrevoló Madrid a apenas 800 metros de altura, generando estruendo y cierta alarma. Así arranca la conversación:

Control: ¿Puedes ascender o volar en contacto visual con el terreno?
Air Canada: Nos ha explotado una rueda. El tren no se repliega y tenemos un solo motor. Por favor, dadnos vectores para zonas bajas.

Posteriormente, cuando el avión vuela sobre Madrid con rumbo suroeste, el comandante del vuelo AC837 -cuyo nombre no ha trascendido hasta el momento- vuelve a comunicarse con la torre de control para subrayar la emergencia en la que se encuentra, repitiendo tres veces el código de alerta tal y como establecen los protocolos para este tipo de casos:

AC: Por si no lo hemos dicho antes…MAYDAY, MAYDAY, MAYDAY. Fallo del motor izquierdo. También en el tren de aterrizaje izquierdo. Ha estallado al menos una rueda.

La torre de control se da por enterada de la situación -durante toda la conversación se usa el término Roger, equivalente de Recibido– y comienza a dar órdenes al vuelo de Air Canada:

C: Quema combustible en las mismas condiciones en las que lo estás haciendo ahora

En ese momento, mientras el avión permanece en espera sobre Chinchón (Madrid), recibe indicaciones para trasladarse a una zona más alejada del aeropuerto para no interferir con los vuelos que se disponen a aterrizar en Barajas, y con los que está cerca de tener problemas:

C: ¿Puedes confirmar que estás girando a la derecha?
-AC: Estamos girando a la izquierda.
-C: Recibido. Continúa girando a la izquierda. Ten en cuenta que hay un avión delante de ti, a media milla náutica y descendiendo hacia el localizador de la pista 32L.
-AC: Ok, sí. Fallo mío. Veo el avión. Continuamos girando a la izquierda.

Una vez trasladado el avión a las proximidades de Tarancón, torre y piloto comienzan a evaluar en profundidad los daños que afectan a la aeronave para decidir cómo proceder. Es en este punto cuando la conversación se vuelve más interesante:

C: Hemos enviado algunas fotos de los coches de seguimiento -vehículos que acompañan a los aviones durante su rodaje en los aeropuertos- a tu ordenador y también un vídeo que está en Youtube, quizá te pueda dar información. Además, el mando militar acaba de decirnos que en 20 o 30 minutos un caza va a despegar para echar un vistazo a tu tren de aterrizaje.
-AC: Todo eso suena bien. Muchas gracias, agradezco la ayuda.
-C: Ok. De nada.

Este fragmento de la conversación demuestra la naturalidad con la que los actores implicados comparten toda la información, incluido un vídeo disponible en Youtube y grabado por un videoaficionado cerca de Barajas, en el que se aprecia claramente como el motor izquierdo del avión recién despegado expulsa llamaradas.

Tras ver esas y otras imágenes, y una vez llegado el F-18 desplegado por el Ejército del Aire, ambos pilotos se comunican directamente mientras vuelan en formación:

AC: Hemos comprobado el lado izquierdo, una de las ruedas traseras está dañada. ¿Las otras tres parecen estar bien?
-C: Poker 81, aquí Madrid. ¿Ha finalizado su chequeo o va a continuar? Air Canada, ¿alguna otra petición para el caza?
-AC: Si pudiera quedarse cerca un momento mientras replegamos el tren de aterrizaje estaría bien. No debería haber ningún problema además de ese.
-C: Poker81, ¿puedes permanecer allí mientras se repliega el tren de aterrizaje?
-F18: Estoy debajo de ti a tu derecha, puedes replegar cuando quieras
-AC: Muchísimas gracias. Replegando tren de aterrizaje.

Tras realizar las comprobaciones, la torre de control y el piloto del F-18 se ponen en contacto directo y hablan, ahora en castellano, sobre los daños. «El tren delantero estaba bien aparentemente, ¿no?», preguntan desde Madrid. «Sí, el tren delantero aparentemente está bien. Y en el trasero sólo la rueda exterior izquierda trasera estaba dañada», responde el militar.

«No les envío fotos porque se ven con poca calidad. Pero vamos, que lo veo yo mejor que las fotos», termina el piloto del caza antes de comunicarse por última vez con el piloto del vuelo comercial:

AC: Muchas gracias por la ayuda
-F18: Sin problema. Tenga un buen aterrizaje, señor

A partir de ese momento, el piloto del vuelo de Air Canada se limita a seguir quemando combustible y precisa que irá cargado con 28 toneladas en el momento del aterrizaje, ante lo que la torre de Barajas no pone pegas. Los controladores le trasladan la preferencia del aeropuerto por un aterrizaje en la pista 32L, la más larga con casi 4.000 metros de longitud, ante lo que el piloto da su conformidad. También en ese momento el comandante confirma el número de pasajeros a bordo: 130 más los ocho miembros de la tripulación.

El momento del aterrizaje discurre finalmente con normalidad, y es con el avión ya en tierra cuando el piloto solicita que los equipos de emergencia inspeccionen el avión desde fuera, antes de que los pasajeros abandonen el avión sin un rasguño:

-C: Necesitamos saber si el motor izquierdo está apagado o no
-AC: Afirmativo, el motor izquierdo está apagado y seguro. Los frenos del lado izquierdo parecen extremadamente calientes.
-C: Los Bomberos nos estaban diciendo que los frenos están muy calientes y que la rueda número 1 está destrozada.
-AC: Gracias.

Comentar ()