Economía

Fitch deja a Italia al borde del 'bono basura' por el Covid-19

La calificadora adelanta su decisión sobre Italia por el fuerte impacto en la economía del Covid-19

Altar de la Patria en Roma con la bandera de Italia a media asta. EFE

La agencia de calificación crediticia Fitch ha rebajado en un peldaño la nota de solvencia de la deuda soberana a largo plazo de Italia, la tercera mayor economía de la zona euro, que baja desde ‘BBB’ a ‘BBB-‘ con perspectiva estable, situándose solo un paso por encima del grado especulativo o bono basura, como consecuencia del impacto significativo de la pandemia de Covid-19 en la economía del país transalpino.

La calificadora de riesgos, que ha anunciado su decisión fuera del calendario previsto en las reglas de la UE, que obligan a que las acciones de rating soberano sean comunicadas los viernes tras el cierre de los mercados, ha justificado esta rebaja de la nota de Italia por el «impacto significativo de la pandemia de Covid-19 en la economía italiana y su posición fiscal», informa Europa Press.

«La próxima revisión prevista del rating soberano de Italia será el 10 de julio, pero Fitch cree que la evolución de los acontecimientos en el país justifican la desviación del calendario», ha señalado la agencia.

«De acuerdo con las políticas de Fitch, el emisor apeló y proporcionó información adicional a Fitch que resultó en una acción de calificación que es diferente del resultado original del comité de calificación», ha añadido.

Su PIB caerá un 8%

En su análisis, la agencia Fitch anticipa una contracción del PIB de Italia del 8% en 2020 y advierte de que los riesgos para esta previsión se inclinan actualmente a la baja, ya que asume que la pandemia será contenida en la segunda mitad de 2020, lo que permitirá una recuperación económica relativamente fuerte en 2021, por lo que alerta de que en el supuesto de una segunda oleada de contagios y la reanudación del confinamiento, la evolución de la economía será más débil en 2020 y 2021.

De este modo, en su escenario central la agencia prevé un rebote del 3,7% del crecimiento del PIB de Italia en 2021, aunque reitera que la intensidad de la recuperación más allá del próximo año sigue siendo muy incierta dadas las debilidades subyacentes de la economía del país.

Asimismo, Fitch anticipa que la ratio de endeudamiento de Italia aumentará en unos 20 puntos porcentuales este año, alcanzando el 156% del pIB para final de 2020 y advierte de que la ratio solo se estabilizará a medio plazo a este elevado nivel, poniendo de manifiesto los riesgos de sostenibilidad de la deuda italiana.

Por su parte, la perspectiva estable asignada por la agencia al rating soberano de Italia refleja en parte su opinión de que el plan de compras del BCE facilitará la sustancial respuesta italiana frente al Covid-19 y aliviará los riesgos de refinanciación al mantener a un nivel muy bajo los costes de los préstamos al menos en el corto plazo.

Sin embargo, la calificadora de riesgos advierte de que las presiones bajstas sobre el rating de Italia podrían volver en el caso de que el Gobierno del país no logre implementar una estrategia fiscal y de crecimiento económico «creíble» que permita recuperar la confianza en que la ratio de deuda sobre PIB será devuelta a una trayectoria bajista.

La decisión inesperada de Fitch llega días después de que S&P Global decidiera mantener el rating ‘BBB’ con perspectiva negativa que asigna a la deuda de Italia. En su análisis, esta agencia prevé una caída del PIB italiano en 2020 del 9,9%, con un rebote del 6,4% en 2021, mientras que anticipa que la deuda pública escalara este año al 140,9% del PIB.

Comentar ()