Economía

España negocia acuerdos bilaterales con Reino Unido para recuperar el turismo británico

Dos turistas en el aeropuerto de Palma (Baleares) con un perrito.

Viajeros internacionales a su llegada al aeropuerto de Palma de Mallorca, Islas Baleares Isaac Buj / Europa Press

Reino Unido es un mercado clave para España y el retorno de los turistas británicos es “determinante” para un sector que ha sufrido como ninguno la pandemia del coronavirus. Por ello, ambos países negocian acuerdos bilaterales, más allá de las decisiones que tome Bruselas, para que el intercambio de viajeros se recupere lo antes posible.

“El hecho de que se considere abrir fronteras para viajeros que hayan sido vacunados con vacunas aprobadas por la Agencia Europea del Medicamento (EMA, por sus siglas en inglés) y que se haga cuanto antes es muy positivo”, reconoce José Luis Zoreda, vicepresidente de Exceltur.

Esa es la intención de la Comisión Europea, recuperar a los turistas extracomunitarios vacunados con Pfizer, AstraZeneca, Janssen o Moderna. Este lunes, la presidenta de la Comisión Europea, Ursula Von der Leyen, señaló en su cuenta de Twitter que había llegado “el momento de activar la industria del turismo de forma segura”. “Proponemos recibir otra vez a visitantes vacunados y aquellos de países con una buena situación sanitaria”, explicaba.

Los países miembros revisarán esta semana la normativa comunitaria para viajeros que provengan de países fuera de la Unión Europea y España ha cogido la avanzadilla. “España está negociando recuperar el mercado inglés en un par de meses”, afirma Zoreda en una conversación con este periódico. De hecho, el embajador británico visitó la pasada semana las Islas Baleares, donde se reunió con operadores del sector, entre ellos con Gabriel Escarrer, consejero delegado de Meliá.

El semáforo de Reino Unido

Reino Unido finalizará la desescalada el próximo 21 de junio, pero los viajes internacionales podrían recuperarse incluso antes: el 17 de mayo. Está previsto que a lo largo de esta semana, el Gobierno establezca un sistema de clasificación basado en un semáforo según el riesgo de cada país, que conllevará diferentes normas para los viajeros que regresan según la lista en la que figure su destino vacacional.

Según explica EFE, conforme a esto, aquellas personas que vuelven de un lugar ubicado en la lista «verde» no tendrán que guardar cuarentena a su regreso al Reino Unido, mientras que, en cambio, los que lleguen de un destino «ámbar» deberán aislarse durante al menos cinco días. Los visitantes a un destino clasificado como “rojo” deberán guardar una cuarentena de diez noches en un hotel habilitado por el Gobierno británico -por un coste cifrado en 1.750 libras (2.016 euros), que corre a cargo del propio ciudadano-.

Los visitantes a un destino clasificado como “rojo” deberán guardar una cuarentena de diez noches»

A la hora de evaluar el riesgo por el virus de cada país se tendrán en cuenta varios elementos como la proporción de la población vacunada de cada destino, las tasas de infección, la emergencia de nuevas variantes del virus o el acceso a datos científicos fiables de los países. Desde Exceltur explican que en la actualidad, España estaría en el color ámbar.

Excluir a las islas

En este sentido, desde el sector trabajan para que Reino Unido clasifique a cada región independientemente de la situación del país. De esta forma, Canarias, Baleares o la Comunidad Valenciana entrarían dentro del color “verde”, por lo que los viajeros británicos que visitan estas zonas no tendrían que guardar cuarentena a la vuelta.

“Si se mira por regiones, se refuerza la recepción de turistas, ya que las islas no tendrían condiciones de cuarentena”, explica el vicepresidente de Exceltur.

En la lista que incluye actualmente a destinos desaconsejables para viajar, Reino Unido ha mantenido a Baleares pero ha excluido a Canarias. Además, el Gobierno británico desaconseja “cualquier viaje no esencial a España”.

Importancia del turismo británico

En 2019, último año antes de la pandemia, 18,1 millones de británicos visitaron España y de nuevo, Reino Unido fue el principal país emisor de turistas, seguido de Alemania y Francia. Entre los tres países sumaron casi la mitad del total de visitantes que llegaron a España hace dos años.

Tras la caída de 2020, el sector turístico espera recuperar cuanto antes a sus visitantes extranjeros más numerosos.

Comentar ()