Economía | Vivienda

Los jóvenes creen que el bono para el alquiler es "ineficaz" y provocará que suban los precios

Dos jóvenes deshacen cajas de mudanza.

Ketut Subiyanto / Pexels

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, anunció la puesta en marcha de un bono joven de 250 euros mensuales para ayudar con el pago del alquiler a los españoles de entre 18 y 35 años con rentas de trabajo e ingresos anuales inferiores a 23.725 euros. Se trata de una medida que ha sorprendido al Consejo de la Juventud de España (CJE) y que consideran «ineficaz».

Adrià Junyent, vicepresidente del CJE, opina que este tipo de medidas «no soluciona el problema». «Estos bonos terminan suponiendo un aumento del beneficio de los arrendatarios ya que repercuten la ayuda en una subida del precio del alquiler y por tanto supone financiar el beneficio de los propietarios con ayudas públicas en lugar de impulsar medidas reales», añade en una conversación con este periódico.

Junyent critica que en los últimos meses se haya hablado de los «efectos en la oferta» de limitar los precios del alquiler. En cambio, dice, no se ha planteado que estas ayudas directas al pago de las rentas se puedan trasladar a los precios.

Los jóvenes apuestan por «priorizar la inversión en el parque público de vivienda» y explican que en la última reunión con el secretario general de vivienda el bono no estaba sobre la mesa.

«Nos sorprende también porque es una medida que ya existía», indica Junyent. De hecho, el Plan Estatal de Vivienda ya contempla ayudas autonómicas al alquiler. Estas, además, son más cuantiosas.

Aumento de los precios

El CJE cita un estudio publicado en 2004 que concluye que por cada euro que se destina a ayudas directas para el pago del alquiler, los precios de la oferta suben 78 céntimos. De esta forma, la capacidad adquisitiva de los inquilinos solo crece en 22 céntimos.

El mismo estudio, basado en la experiencia francesa, concluye que «si el objetivo de la política pública era la de aumentar el consumo en vivienda, hubiera sido mejor trabajar desde la parte de la oferta«. En esta misma teoría se expresan los jóvenes.

Por otra parte, el director de estudios de Pisos.com, Ferran Font, coincide con estos argumentos. «La historia nos muestra que estas ayudas directas se trasladan a los precios y si no se pueden subir -porque se hayan limitado- puede trasladarse a la economía sumergida», apunta.

En este sentido, considera que si de forma oficial no se puede aumentar el precio, existen casos como el de París donde estos incrementos terminaron por suceder de espaldas al sistema, con pagos en la economía sumergida.

Medidas a corto y largo plazo

Font argumenta que cuando existe un problema de acceso a la vivienda existen dos tipos de medidas: aquellas estructurales que prometen resultados a largo y medio plazo; y las que de forma coyuntural dan una solución rápida. El portavoz de Pisos.com considera que el bono anunciado por Pedro Sánchez es de las segundas.

No obstante, insiste en que las medidas no deben tomarse únicamente de un lado del mercado, haciendo referencia a los propietarios, e insta a la inversión en vivienda pública.

El objetivo del Gobierno es el de reducir la edad de emancipación en España, «insoportablemente alta», en palabras del jefe del Ejecutivo. El presidente ha recalcado que una recuperación económica justa implica facilitar el acceso a la vivienda a los más vulnerables a la precariedad, así como que la media europea de edad de emancipación está en los 26 años, mientras que en nuestro país queda «demasiado lejos» de ese dato.

Durante la pandemia, el dato de emancipación cayó a su nivel más bajo en lo que va de siglo y la edad media a la que los españoles se independizan alcanzó los 29,5 años.

Te puede interesar

Comentar ()