Economía

Putin da marcha atrás en su órdago y Rusia seguirá enviando gas y petróleo a Europa

El presidente de Rusia, Vladimir Putin.

El presidente de Rusia, Vladimir Putin. EFE

El presidente ruso, Vladimir Putin, ha asegurado este jueves que su país «cumplirá con todas sus obligaciones en el campo del suministro energético», en referencia al comercio de gas y petróleo con el continente europeo. Esta misma semana, el vicepresidente Alexander Novak había amenazado con imitar las sanciones occidentales y cortar el grifo energético, que todavía supone más del 40% del consumo europeo.

El mismo Putin firmó el martes un decreto en el que establecía la prohibición de exportar materias primas, pero daba un margen de 48 horas a su gobierno para especificar a qué materias en concreto afectaba. La prohibición se ha concretado principalmente sobre el mercado de los cereales.

«Suministraremos todo lo que tengamos que suministrar», ha dicho Putin en una reunión con sus ministros, en referencia al transporte de gas a través del Nord Stream 1, además del comercio internacional de petróleo.

El Kremlin ingresa más de 700 millones de euros al día con la exportación de recursos energéticos, entre ellos el gas, importantes para la financiación de la actual campaña bélica que conlleva la invasión de Ucrania. Estados Unidos ha prohibido la importación de energía rusa, y el Reino Unido ha anunciado que lo hará a finales de 2022. La Unión Europea, más dependiente de estas fuentes, sólo se ha comprometido a reducir sus compras.

Te puede interesar

Comentar ()