Economía

Tan solo una cuarta parte del consumo eléctrico pertenece a los hogares

El Gobierno presentará una campaña de concienciación para que los usuarios reduzcan hasta un 13% su gasto

Un edificio de casas con las luces encendidas

Un edificio de hogarescon las luces encendidas. EP

Moncloa espera reducir el consumo energético hasta un 13% de cara al próximo invierno. Lo hará, eso sí, a través de recomendaciones a los hogares y las empresas y no de limitaciones. A pesar de que Bruselas sí era partidaria de restringir ciertos aspectos de nuestra vida cotidiana para gastar menos electricidad y gas, el Ejecutivo de Pedro Sánchez se negó en rotundo. El Ministerio de Transición entendía que España ya hacía el suficiente esfuerzo al ser una isla energética y, además, actúa cómo hub de envío de materia prima al resto del continente a través de metaneros que salen desde las regasificadoras españolas.

Con todo, Moncloa se ha propuesto recortar el consumo energético en una horquilla que va desde el 5% hasta el 13% anteriormente citado. Los objetivos, como relatan las fuentes del Ministerio de Transición Ecológica, irán dependiendo del grado de concienciación de empresas y hogares.

Para cumplir con las cifras durante este invierno, Moncloa va a lanzar una campaña de concienciación a través de sus redes sociales, medios de comunicación y con la colaboración del sector privado como supermercados o empresas energéticas. Sin ir más lejos, las compañías comercializadoras de luz y gas deberán modificar la factura en la que figurarán recomendaciones para ahorrar o la inclusión del consumo medio del mismo código postal desde donde se recibe la factura.

Pero como recalcan fuentes del sector energético las recomendaciones lanzadas son “solo el chocolate del loro”, es decir, que lo que puedan ahorrar los hogares no será suficiente para lograr los porcentajes estimados por el Gobierno. Y es que, según los últimos datos de consumo eléctrico del Ministerio de Transición Ecológica de 2019, tan solo una cuarta parte de la demanda proviene de los hogares.

De acuerdo a Miteco, el 47% correspondió al sector industrial. En este apartado podemos encontrar las grandes corporaciones de nuestro país de todos las ramas económicas, en especial las que demandan cantidades ingentes de energía para poder desempeñar su actividad. El 28% corresponde a los consumidores de hasta 10 Kwh, entre los que destaca la hostelería o la pequeña industria.

Por último, el 25% pertenece a los que se encuadran dentro de los hogares, pero también a las pymes. Es decir, que en este subgrupo también existe actividad comercial por lo que las recomendaciones que hizo el Gobierno no serán del todo efectivas.

Consumo de gas

Lo mismo ocurre con el gas. Según el informe del propio Ministerio de Transición Energética recientemente publicado Plan+ Seguridad Energética, el consumo doméstico, así como los consumos de pequeños comercios, constituye aproximadamente el 15% del gas natural que se consume en España. Transición Ecológica subraya que «está muy ligado a las condiciones climatológicas, por lo que su curva anual de demanda presenta una marcada modulación estacional, con mayores consumos durante el invierno y baja demanda en los meses de verano”.

Respecto al Industrial, es el sector con mayor consumo de gas en España, situándose aproximadamente entre el 55%-60% del consumo total. Están contemplados en este grupo todas las grandes industrias, la cogeneración y el sector servicios de alto consumo. “Su evolución dentro de un año tipo suele estar muy sujeta a la laboralidad, con elevados consumos en los días laborables y acusadas bajadas en días festivos”, matiza Miteco.

Cabe recordar que buena parte del consumo de gas en nuestro país es para generar electricidad a través de los ciclos combinados. Según datos de Enagás, la demanda para estas centrales ha aumentado un 160% en lo que va de año.

“La demanda de gas del sector eléctrico español ha aumentado principalmente debido al incremento de las exportaciones eléctricas a los países vecinos, especialmente Francia, como consecuencia, de la parada de parte del parque nuclear francés, y Portugal, como consecuencia de la baja disponibilidad del recurso hidráulico en Portugal”, explica el Ministerio de Transición Ecológica en su informe.

Las empresas no tendrán restricciones

A pesar de que las empresas se llevan gran parte del consumo eléctrico y gasístico en nuestro país, el Ejecutivo de Pedro Sánchez ha insistido en que no habrá necesidad de limitar obligatoriamente la demanda a ningún sector.

No obstante, el Gobierno ha animado a las grandes empresas a que hagan de forma pública sus planes estratégicos que van a llevar a cabo para reducir hasta un 13% el consumo energético durante los próximos meses. Eso sí, el comercio y el resto de empresas deberá seguir ajustándose a la legislación aprobada en verano como la de regular la temperatura, cierre automático de puertas o el apagado de escaparates.

Te puede interesar

Comentar ()