La lucha contra la economía sumergida es una de las prioridades que desde el Ejecutivo se han propuesto para este nuevo año. Por ello, se activarán diferentes medidas y mecanismos para seguir más de cerca a los posibles infractores.

Dentro del Plan Estratégico que ha elaborado la Agencia Tributaria para 2020, se ha planificado el envío de cartas a aquellos autónomos que pudiesen ocultar sus ingresos o parte de estos. Estas se basarán en los ratios propios y de cada sector, y aportarán las pruebas que la Administración tiene para sospechar del fraude.

Por otro lado también se hará un control exhaustivo de la tributación del IVA. Para esto se utilizará una herramienta nueva, que se ha diseñado a nivel europeo para estos fines. Su misión es la de detectar de forma temprana posibles redes sospechosas.

Más datos: más información para cotejar el fraude

Además, se realizará una línea específica en relación con supuestos de recargo de equivalencia en el IVA. Se harán comprobaciones sobre el registro de los minoristas en el registro de recargo de equivalencia y, a su vez, los proveedores tendrán la obligación de realizar el ingreso del recargo. Esto se debe a las diferentes informaciones que ha ido recibiendo la Administración entre el Sistema de Suministro Inmediato de Información (SII) y las declaraciones de los contribuyentes.

También se realizará un análisis de datos entre las informaciones recibidas de las plataformas de venta por internet (ya sea de bienes o servicios) y sus proveedores iniciales, tratando de evitar también el fraude o engaño a la Agencia Tributaria.

Para finalizar en su estrategia con la lucha frente a los profesionales que cobran en negro o en B, se realizarán más visitas a las sedes, empresas o negocios en los que estos realizan su actividad. Además, se realizarán acciones contra los sistemas informáticos que posibilitan la ocultación de las ventas reales. Este tipo de herramientas se utilizan, sobre todo, en las cajas registradoras y, a partir de ahora, estarán en el punto de mira de Hacienda.

Contenido elaborado por: Sego finance