Gloria Elizo, excoordinadora jurídica de Podemos y vicepresidenta tercera del Congreso de los Diputados a la que el juez de la Audiencia Nacional, Manuel García-Castellón, solicita investigar por su papel en la estrategia legal del caso Dina afirma que «no tendría problema en declarar voluntariamente ante el Tribunal Supremo».

«Yo creo que hay que ser razonables, creo que si existe algún tipo de sospecha por parte de algún tribunal, y yo respeto esas sospechas por parte de cualquier tribunal, lo que tenemos que hacer aquellas personas que somos sujeto de esas sospechas es aclararlas y poner toda la colaboración encima de la mesa para que este tema acabe de una vez, nos centremos, insisto mucho en este tema, nos centremos en una causa como Tándem, que es una causa tremendamente importante para desentramar la corrupción política de este país».

Así lo ha afirmado en una entrevista en Onda Cero Elizo, aforada ante la misma Sala Segunda del Tribunal Supremo que tendrá que decidir si cita a declarar al vicepresidente segundo del Gobierno tras recibir la exposición razonada del juez del caso Villarejo que pide investigar al líder de Podemos por tres delitos: denuncia falsa, descubrimiento y revelación de secretos con agravante de género y daños informáticos. De esta manera, la diputada -a la que la cúpula de Podemos retiró de la coordinación jurídica del caso Tándem– muestra el camino a Iglesias, puesto que recuerda que puede declarar voluntariamente ante el Tribunal Supremo sin necesidad de ser imputado con la consulta previa del alto tribunal al Congreso de los Diputados (el conocido como suplicatorio).

«No hay hilo del que tirar»

El juez García-Castellón vierte la sospecha en su escrito de que Elizo obedeció a Iglesias en la creación de una teoría de las cloacas policiales contra él tras el robo del móvil de Dina Bousselham a pesar de saber que las conversaciones de Podemos que se publicaron en prensa las compartió ella misma. Según el instructor, presentó una ampliación de denuncia por el robo del móvil de Dina Bousselham «tratando de simular falsariamente una conexión entre las imágenes publicadas en el digital (Okdiario) y la desaparición del teléfono el 1 de noviembre de 2015″

Durante la entrevista, la abogada ha negado que «estábamos haciendo una construcción criminal», aunque reconoce que hay una posibilidad, «hay indicios, sospechas», de que las imágenes salieron del móvil de Bousselham. Elizo considera que el escrito del juez García-Castellón tiene «fallos importantes» que espera el Tribunal Supremo sepa ver porque «no hay hilo del que tirar en este tema». Rechaza, también, que hubiera «ningún impulso ni ninguna pretensión por parte de Pablo Iglesias» en el caso Dina.

«Nosotros lo único que hemos hecho con apoyo en testificales, en pruebas objetivas, señalo, con información que aparece en distintos medios, no sólo en Okdiario, es tener una hipótesis diferente con la que se ha trabajado. Y el impulso procesal a esta causa, a la pieza Dina, tiene que ver con el encuentro durante un registro en una causa tan importante como es Tándem de un archivo que incluyen los archivos de Dina. Y esos no son reenviados, son archivos que venían directamente volcados de la tarjeta de Dina Bousselham», ha afirmado la abogada.

-«Para entendernos y por resumir, Gloria Elizo, ¿ustedes no intentaron engañar al juez García-Castellón?, ha preguntado el entrevistador, Carlos Alsina»: «Por supuesto que no. Igual que no lo hizo la Fiscalía, igual que tampoco lo hizo Asuntos Internos (Policía). Y hay pruebas más que importantes en esa pieza para derivar que existía una lógica de investigación y una trama de investigación que bueno, que se estaba haciendo con plena competencia por parte de Asuntos Internos y con plena competencia por parte de la Fiscalía. Y también por el juez García-Castellón, ¿eh?», ha contestado.