Las imágenes del centro de Madrid atestado de gente han causado estupor e indignacion en las redes sociales. Este sábado tuvo lugar la inauguración del alumbrado navideño de la capital. Y miles de madrileños se echaron a las calles para disfrutar del espectáculo. El problema es que en las instantáneas se aprecia que en muchos puntos de la ciudad no se respetaban las distancias sociales exigidas.

El alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, ha pedido a los madrileños que «no tiren» en Navidad el esfuerzo hecho en la lucha contra la pandemia porque no es momento de confiarse.

«Que la Navidad sea un tiempo de esperanza no quiere decir que tenga que ser un tiempo de confianza. No equiparemos, con la situación que vivimos en Madrid, la esperanza con la confianza. No podemos bajar la guardia, no podemos aliviar en este momento ninguna de las medidas que se nos diga desde las autoridades sanitarias sino que hay que cumplirlas de forma escrupulosa», defendió este sábado tras la presentación del Belén.