España | País Vasco

Urkullu recurre a la deuda para elevar un 7% los presupuestos de la recuperación

El Gobierno vasco presenta el proyecto de cuentas más elevado de su historia pese a la profunda caída de la recaudación. La deuda se elevará al 16,9% del PIB. Las cuentas saldrán adelante gracias a la mayoría de PNV y PSE.

El lehendakari Iñigo Urkullu tras una comparecencia pública.

El lehendakari Iñigo Urkullu tras una comparecencia pública.

El País Vasco abordará el próximo año con el mayor presupuesto jamás aprobado por el Gobierno vasco. El Ejecutivo de Iñigo Urkullu, que cuenta con mayoría absoluta en el Parlamento Vasco, logrará sacar adelante el proyecto de cuentas presentado hoy y que alcanza los 12.442 millones de euros, lo que supone un incremento del 7,1% respecto a las cuentas del año en curso. El próximo año será el de la recuperación, según ha subrayado hoy el consejero de Economía y Hacienda, Pedro Azpiazu, quien ha estimado en un 8,9% la recuperación de la economía tras un cierre de 2020 que se prevé que hunda la actividad en un 10,1%.

Los planes económicos plantean un aumento de la inversión y gasto público de modo significativo pese a que la reducción de la recaudación este año será muy relevante. Se estima que las tres haciendas vascas reporten al Gobierno vasco 845 millones de euros menos que este año. Para compensar esa caída se recurrirá con mayor fuerza al endeudamiento. El próximo año el País Vasco elevará su ratio de deuda al 16,9% del PIB, lo que equivale a 2.552 millones de euros, casi el triple de la deuda de este ejercicio. En el resto de ingresos que también se verán recortados destaca el referido a la ‘Y vasca’. El tren de alta velocidad recibirá en esta ocasión un 37% menos de recursos, al caer de los 100 millones de este año a los poco más de 63 millones con los que se financiará en 2021.

En cuanto a las partidas que se verán reforzadas destaca sin duda la relativa a la lucha contra los efectos del Covid. En el proyecto presupuestario presentado hoy se incluye un paquete de inversiones por 542 millones con el que se financiarán medidas en todos los ámbitos, desde la salud hasta la educación, el turismo, el transporte o el empleo.

Recuperación del empleo

Respecto a la financiación de las distintas carteras del Ejecutivo las que más reforzadas se verán el próximo año serán la enseñanza y la salud. En el primer caso el sistema educativo contará con un 5,7% más de financiación, hasta alcanzar los 3.108 millones de euros. La sanidad se reforzará un 6%, hasta alcanzar los 4.183 millones de euros. El departamento de Desarrollo Económico, Sostenibilidad y Medio Ambiente ve aumentada su partida un 9,4% hasta lo 654 millones de euros. El área de trabajo y Empleo crece un 4%, hasta los 943 millones.

Las previsiones económicas que maneja el Gobierno vasco prevén que el próximo año se pueda recuperar gran parte del empleo perdido este año. De cara a 2021 la estimación es poder reducir la tasa de paro del 11,2% actual al 10,7%, al recuperar la pérdida de puestos de trabajo caso en su totalidad. . Casi todos los sectores se recuperar, aunque no en su totalidad. La industria es la que registrará una mejora más moderada, ya que la caída este año se estima en un 14% mientras que la recuperación para el 2021 alcanzará el 10,5%.

El mantenimiento de toda la estructura de la Administración vasca será notablemente más costosa este próximo año. Fundamentalmente por el aumento de las partidas de funcionamiento y las de personal. La primera de ellas se dispara un 11% y la segunda un 5,8%. El Gobierno de Urkullu se ha comprometido a aumentar a los trabajadores públicos un 0,9% sus salarios, uno de los conceptos que eleva la partida de gasto de personal que se dispara en 130 millones.

Comentar ()