España

Susana Díaz dejará la dirección del PSOE de Andalucía tras el varapalo en las primarias

Espadas se presentará a la secretaría general del PSOE-A en el próximo congreso de finales de año y sopesa sustituir a Díaz como portavoz del Grupo Parlamentario

Susana Díaz, en la foto junto a sus colaboradores, dejará la dirección del PSOE andaluz.

Susana Díaz, en la foto junto a sus colaboradores, dejará la dirección del PSOE andaluz. EFE

Susana Díaz no se presentará a la reelección como secretaria general del PSOE de Andalucía, según ella misma anunció anoche tras perder las primarias para la candidatura a la Junta frente a Juan Espadas, el candidato aupado por Ferraz. La gran incógnita era si anunciaría su dimisión inmediata, pero ha preferido tomarse tiempo aunque «voy a dar un paso al lado. No voy a estorbar en absoluto y a él le corresponde marcar la política autonómica», ha señalado respecto a su adversario, Juan Espadas.

Juan Espadas salió vencedor de estas primarias con un apoyo del 55,05 % con el cien por cien de los votos escrutados. Susana Díaz obtuvo un respaldo del 38,76 %, y Luis Ángel Hierro, del 5,33 %.

Susana Díaz estará al lado de Espadas en este periodo transitorio hasta finales de año, cuando se celebren todos los congresos de federación socialistas. «Sabe que va a contar con mi apoyo, ayuda y colaboración para que el partido salga unido, remando a la una y para volver al gobierno. Daré un paso al lado», ha insistido sobre el ganador de las primarias.

Interrogada respecto a por qué retrasaba su decisión unos meses, ha aducido que con un «congreso convocado» no tenía sentido dejar su cargo antes. Díaz, que ha felicitado telefónicamente a Espadas, ha indicado en una comparecencia ante la prensa que «donde sea útil estaré y donde no sirva, no estaré», todo ello sin dejar de proclamar que no se va a jubilar ni de socialista ni de feminista «en mi vida».

Díaz dice estar dispuesta a «arrimar el hombro y ayudar» al tiempo que ha subrayado que «seré leal al mi presidente porque soy leal al PSOE», en este caso en alusión a Pedro Sánchez.

Fin de la «era Susana Díaz»

La «era Susana Díaz» ha tocado a su fin. La ex presidenta de la Junta de Andalucía ha decidió poner fecha de caducidad ayer a su liderazgo de los socialistas andaluces tres recibir un mensaje muy claro de su militancia: no la quieren de candidata a la presidencia de Andalucía. Bien es cierto que esos afiliados han sido «animados» por Ferraz y Moncloa desde el momento en que decidieron que era el tiempo del cambio y de cobrar viejas heridas.

Una vez más se ha demostrado que a Díaz sólo le van bien las primarias cuando la apoya Sánchez. En los dos pulsos se le ha echado ha salido malparada, con una situación insostenible. El triunfo por goleada del alcalde de Sevilla, Juan Espadas, en las primarias de ese «superdomingo» marcado por distintos acontecimientos políticos hacía poco menos que inviable la «cohabitación». A fin de cuentas, lo de Díaz no era más que cuestión de tiempo, el que mediaba de aquí a finales de año cuando tuviera que convocar el congreso regional del partido.

El ministro de Transportes y secretario de Organización socialista, José Luis Ábalos, no pudo dejar de expresar su satisfacción por el triunfo del candidato «oficial». Mi enhorabuena a @JuanEspadasSVQ por el rotundo respaldo de la militancia del @psoedeandalucia. Se abre una nueva etapa en un @PSOE fuerte y unido para volver a gobernar Andalucía». Eso sí, dio las gracias a Díaz y al tercer candidato en liza, Luis Ángel Hierro, «por un proceso de primarias ejemplar».

Espadas devuelve el favor y se compromete en la defensa de la «alianza con Moncloa»

Por su parte, el triunfador de la noche, Juan Espadas, ha anunciado la presentación de su candidatura a la secretaría general del partido en sustitución de Díaz así como su pretensión de incorporar modificaciones en el Grupo Parlamentario, de modo que no es descartable que la quite de portavoz. El gran hándicap de Espadas es que no tiene asiento en el Hospital de las Cinco Llagas, sede del Parlamento andaluz.

Ha insistido mucho en la idea de una nueva etapa en la que «la militancia ha hablado». Ya no hay bicefalia, «sólo un liderazgo». «Hoy empieza el primer día para recuperar el Gobierno de la Junta de Andalucía», ha sentenciado en otro momento de euforia rodeado de los suyos.

Ya en su nuevo papel de líder de los socialistas andaluces y tras abogar pro remar todos en la misma dirección ha explicado que su prioridad es «preparar el proyecto de gobierno para cuando se convoquen las elecciones. A eso me voy a dedicar, a un proyecto ganador para volver a San Telmo», sede del gobierno autonómico.

Para Espadas «la sociedad ha cambiado y necesitamos cambiar con ello» y para eso es necesario «equipo y proyecto nuevo y un ilusión renovada». Quizá, lo más llamativo de su comparecencia ha sido la voluntad expresada de recuperar «el trabajo y la alianza con el gobierno de España frente a esa derecha que va contra Pedro Sánchez. Me voy a emplear a fondo -ha agregado- para que el PSOE de Andalucía vuelva a ser la fuerza determinante del PSOE federal», momento en que ha arrancado más aplausos de sus seguidores.

Te puede interesar

Comentar ()