España

Interior comprará 30 drones para luchar contra el narcotráfico en el Campo de Gibraltar

El departamento que dirige Grande-Marlaska reforzará los medios materiales con los que la Guardia Civil combate a los clanes de la droga en la comarca gaditana / El presupuesto de contratación asciende a 131.000 euros

Un guardia civil, operando un dron.

Un guardia civil, operando un dron. M. INTERIOR

El Ministerio del Interior tiene previsto dotar antes de final a las unidades de la Guardia Civil dedicadas a la lucha contra el narcotráfico en el Campo de Gibraltar con una treintena de drones, cifra que equivale a casi el 40 % de todas las aeronaves pilotadas por control remoto con que cuenta el Cuerpo en la actualidad. Estos aparatos se están convirtiendo en una herramienta de gran utilidad para uso policial.

La Secretaría de Estado de Seguridad ha abierto este miércoles el plazo de recepción ofertas para la contratación del suministro de 30 drones, que reforzarán los medios materiales con los que la Guardia Civil combate a los clanes de la droga en esta comarca gaditana y su área de influencia. El presupuesto máximo asciende a 131.000 euros, según se detalla en el anuncio de licitación.

La mayor parte del pedido corresponde a 26 unidades básicas, con un coste individual de unos 3.500 euros. Estas aeronaves deberán pesar no más de un kilo y medio, ofrecer una autonomía de vuelo de al menos 28 minutos, resistir vientos de 25 kilómetros por hora como mínimo, volar a una altura superior a los 3.500 metros, ser capaz de detectar obstáculo unidireccional y captar y transmitir imágenes en tiempo real -tanto de día como de noche- con una resolución HD a partir de 720 píxeles.

El encargo se completará con cuatro cuadricópteros ultraportátiles de alta gama y dotados con «potente» equipo técnico. Según las características exigidas, estas unidades deberán ser muy ligeras (500 gramos como máximo de peso), capacidad de vuelo por encima de 5.000 metros sobre el nivel del mar y al menos durante media hora sin necesidad de recargar. El coste de cada uno de ellos se ha cuantificado en unos 10.000 euros.

El Ministerio del Interior pretendía que el contrato se firmara el 1 de julio, pero el plazo se retrasará finalmente varias semanas: las empresas interesadas podrán presentar ofertas hasta las 10 horas del próximo 29 de julio. Con un plazo de ejecución de tres meses, es muy posible que dé tiempo a suministrar los drones antes de que termine 2021.

Las nuevas aeronaves no tripuladas, con un presupuesto de 131.000 euros, se entregarán a la Guardia Civil

En los últimos años, la Guardia Civil ha venido extendiendo el uso de las pequeñas aeronaves pilotadas por control remoto en distintas funciones. «El acceso visual en remoto a lugares de gran dificultad, así como la disminución del riesgo personal para determinadas circunstancias, y el ahorro de costes respecto a la aviación tradicional, hacen de los drones una herramienta de gran importancia en el uso policial», justifica el Cuerpo.

El Instituto Armado dispone en la actualidad de 81 aeronaves no tripuladas, si bien una -con número de serie 0M6DF83/00162L9 y asignada al Grupo de Acción Rápida (GAR)- se encuentra «pendiente de baja». Esta flota está repartida entre casi una veintena de unidades diferentes, destacando las 17 adscritas a la Unidad Especial de Intervención (UEI), las 15 del Grupo de Apoyo Operativo (GAO), las 14 de la Unidad Central Operativa (UCO), las ocho de la Unidad de Asuntos Internos y las cinco de la Unidad de Seguridad de la Casa Real.

Como informó este diario, la Dirección General de la Guardia Civil prevé incorporar al servicio 75 drones en los tres próximos años, lo que le permitiría prácticamente doblar el número de unidades que integran su flota actual. Mediante tramitación anticipada, ya prepa un expediente para la contratación de 25 drones en 2022, idéntico número al que prevé incorporar en 2023 y 2024.

Cuando compareció el pasado 18 de marzo ante la Comisión de Interior del Congreso de los Diputados, la directora general de la Guardia Civil, María Gámez, dijo que uno de los objetivos que se ha marcado en materia de material móvil, armamento y equipamiento policial es dotar a cada comandancia «con al menos un dron«. Ni entonces ni en la contestación al citado grupo parlamentario se ha puesto fecha a la consecución de ese fin.

Te puede interesar

Comentar ()