Cataluña | España

Aragonés rectifica y confirma que irá a La Palma para hablar de la crisis de refugiados por la guerra

Pere Aragonès, en el Parlament.

Pere Aragonès, en el Parlament. EFE

Pere Aragonès sí asistirá, finalmente, a la Conferencia de Presidentes autonómicos convocada por Pedro Sánchez este domingo en La Palma. El presidente catalán, que había decidido no acudir al cónclave hace dos semanas, ha anunciado hoy su rectificación tras obtener garantías de Moncloa de que la reunión servirá para debatir la gestión de la llegada de refugiados y la crisis energética provocadas por la guerra en Ucrania.

Aragonès ha señalado la «situación de excepcionalidad» para explicar su rectificación, después de que hace dos semanas hubiera dado por seguro ya el plantón a la convocatoria de Pedro Sánchez. Fue antes de que la Conferencia tuviera que desconvocarse por la invasión rusa de Ucrania. Entonces Aragonès argumentó que la reunión no tenía suficientes contenidos y que solo sería una «fotografía» propagandística a mayor gloria del presidente del Gobierno.

La Conferencia debe convertirse en un «auténtico espacio de trabajo y acuerdos» ha advertido Aragonès, para «dar respuestas al ámbito humanitario y al energético».

Fondo extraordinario y abierto

En este contexto, el presidente catalán reclamará al Gobierno que se apruebe una partida extraordinaria y abierta, como los fondos Covid aprobados en 2020 y 2021, para dar cobertura económica a la acogida de refugiados. Aragonès reconoce que la acogida es competencia del estado, pero argumenta que esta competencia tendrán que gestionarla a nivel local las comunidades autónomas.

De hecho, Aragonès ya ha avanzado esa reivindicación en una carta dirigida a Pedro Sánchez como previa a la reunión en La Palma. La Generalitat cree que Cataluña puede ser el destino de «miles o cientos de miles» de refugiados ucranianos, ya que esta comunidad acoge en la actualidad a la mayor comunidad ucraniana en España, integrada por 23.000 personas de este origen.

Aragonès ha anunciado este cambio de opinión tras visitar uno de los albergues en los que la Generalitat ha acogido a los primeros refugiados a los que la invasión rusa sorprendió en Cataluña. Se trata de ciudadanos ucranianos sin referentes de familiares o amigos con los que instalarse. Lo ha visitado junto al cónsul de Ucrania en Barcelona, Artem Vorobyov.

El presidente catalán se había negado inicialmente a acudir a la cita, siguiendo la línea impuesta en su día por Carles Puigdemont y Quim Torra. Aunque tanto Torra como Aragonès hicieron una excepción con las conferencias convocadas para debatir la gestión de la crisis del Covid.

Te puede interesar

Comentar ()