«Pacto de la vergüenza». Esta ha sido la calificación de Adriana Lastra, vicesecretaria General del PSOE, sobre el acuerdo de gobierno de PP y Vox en Castilla y León. «Hoy es un mal día para Castilla y León y para la democracia española. La extrema derecha vuelve a los gobiernos 40 años después. Vuelve de la mano del Partido Popular del señor Feijóo», ha señalado Lastra desde el patio del Congreso de los Diputados. Lastra zanjaba su discurso con una fuerte acusación: «Han negociado, mercadeado y traicionado los derechos de los ciudadanos de Castilla y León».

Óscar Puente (PSOE), alcalde de Valladolid, ha aludido a que no hay un nuevo PP «ni lo habrá». «Es el PP de siempre. Un partido que tiene la corrupción en su esencia, que hace de la crispación su estilo habitual de hacer oposición y que carece de escrúpulos para incorporar a su gobierno a quien sea necesario con tal de detentar el poder».

La crítica no solo ha llegado desde el grupo socialista. Unidas Podemos, en palabras de Ione Bellarra ministra de Derechos Sociales y Agenda 2030, ha cargado contra la coalición que dirigirá el gobierno autonómico: «Tras meses de competición por la política del insulto, el odio y la inseguridad social, PP y Vox demuestran con este acuerdo que son indistinguibles. El bloque democrático debe luchar para que no lleguen al Gobierno del Estado».

Francisco Igea, socio de Gobierno del ‘popular’ Alfonso Fernández Mañueco hasta que disolvió las Cortes el pasado mes de diciembre para convocar elecciones anticipadas, ha tachado de «vergüenza» el acuerdo ‘in extremis’ alcanzado por PP y Vox para gobernar en Castilla y León.

«Vergüenza», se ha limitado a manifestar Igea a través de un mensaje en su cuenta personal de Twitter que ha redactado tras conocerse el acuerdo alcanzado entre PP y Vox este jueves, en el día de la constitución de las Cortes de la XI Legislatura que presidirán los de Santiago Abascal.

Igea reproduce en concreto el mensaje en Twitter de Fernández Mañueco en el que anunciaba el acuerdo de legislatura alcanzado con Vox «sobre la base de un programa al servicio de las personas de Castilla y León y que permita un gobierno estable y sólido con pleno respeto al orden constitucional y al Estatuto de Autonomía de Castilla y León».

Andoni Ortuzar, presidente del PNV también se ha manifestado en contra del pacto entre PP y Vox. «Gravísimo error del PP, que legitima a un partido antisistema y antidemocrático y, además, le da áreas de poder y responsabilidad que le van a posibilitar hacer políticas regresivas y autoritarias (…) Un día nefasto para la democracia, un pésimo inicio del supuesto ‘nuevo PP’ «, lamentaba Ortuzar.