España

Robles pone al frente del CNI a su mano derecha en Defensa, Esperanza Casteleiro

La nueva responsable del CNI junto a la ministra de Defensa

Se consumó la destitución de la responsable del CNI, Paz Esteban, y ha sido la ministra Margarita Robles la que ha comparecido para explicar, supuestamente, las causas de esta decisión a pesar de la cerrada defensa que hizo de su continuidad desde que se conocieron los pinchazos tanto a los independentistas como al presidente del Gobierno y a ella misma.

Tras un enorme circunloquio respecto a las causas del cese de Paz Esteban ha apuntado poco menos a que la decisión responde a un proceso de «modernización y de impulso» de los servicios de inteligencia ante las nuevas amenazas cibernéticas para lo que se necesitan personas «preparadas y cualificadas». «Por eso se quiere un CNI respetado por todos y en ese proceso de impuso y de paso adelante, la sucesora, será otra mujer del CNI, Esperanza Casteleiro», secretaria general del Centro, secretaria de Estado de Defensa y directora de gabinete ministerial.

Se trata de una persona de su más estrecha confianza de Robles, quizá el tributo que debía pagar Pedro Sánchez a cambio de salvar a la propia ministra y sacrificar nada menos que a la responsable de los servicios de inteligencia del país.

«Para mí es muy importante resaltar que tenemos unos servicios de inteligencia famado por 3.000 hombres y mujeres que ponen en riesgo cada día su vida para trabajar por la seguridad de los españoles. Tanto el CNI como el Centro Criptológico tienen contacto con mas de 200 servicios de inteligencia internacionales», ha dicho Robles en una prolija y esquiva intervención.

En tono justificatorio, que hace aún más inexplicable el cese, ha dicho que «todos cometemos mil errores al día. Hay fallos de seguridad y los seguirá habiendo. Vamos a intentar a que no se vuelvan a repartir en la nueva etapa», pero «nunca los podremos evitar todos», ha comentado la ministra tras agradecer a Esteban los servicios prestados y asegurar que el CNI ha trabajado cumpliendo escrupulosamente la ley.

Con su comparecencia se ha querido dejar claro que se ofrece la cabeza de Esteban a cambio de la de Robles, que ha dicho disfrutar de “la plena confianza del presidente del Gobierno al que admito y respeto y eso no me lo va a quitar nadie”. Defensa, ha agregado, es «un regalo de la vida y del presidente del Gobierno».

Robles niega la «destitución» de Paz Esteban

Incluso ha negado la ministra se trate de una destitución y ha preferido la palabra “sustitución” y si bien ha hablado de “fallos” se ha resistido a concretar los motivos de la destitución de Esteban, convertida en cabeza de turco de la crisis con el independentismo. De hecho, la titular de Defensa ha llegado a afirmar que desde la semana pasada a ahora, «no ha pasado nada».

Pero es indisimulable que el objetivo no es otro que intentar dar satisfacción a ERC, después de que la formación de Oriol Junqueras rompiera relaciones con el Ejecutivo y comprometiera la estabilidad de la legislatura tras conocerse el espionaje a una serie de dirigentes independentistas, entre ellos el actual presidente de la Generalitat, de los que informó la propia Esteban.

Además, Robles ha puesto el acento en que “España es un socio serio, seguro y fiable”, ha sentenciado la ministra acaso con la mirada puesta en el impacto que esta decisión pueda tener en la próximo cumbre de la OTAN, de los días 29 y 30 de junio, en Madrid.

El Gobierno da por cerrado el análisis de los móviles de los ministros

Asimismo, el Centro Criptológico ha dado por terminado el  análisis de los móviles del Gobierno para concluir que además del terminal de Pedro Sánchez y de Robles, fue infectado el del ministro d le Interior, Fernando Grandes-Marlaska, en junio de 2021. Hubo otro intento de infección, fallido, del móvil ministro Luis Planas. El resto no tienen rastro de Pegasus y en las próximas horas “pondremos esta información a disposición de la Justicia con los informes del Centro criptológico”.

Te puede interesar

Comentar ()