España

La Policía frena el ascenso de la comisaria que dijo que a alguna mujer le gustaría que la "violase un antidisturbios"

Estíbaliz Palma había sido declarada apta en las pruebas de aptitud profesional tras realizar el curso para comisaria principal | La normativa del Cuerpo impide consolidar un ascenso si en el expediente figura la comisión de una falta grave, como es su caso

La comisaria Estíbaliz Palma, al frente de la Brigada de Información de La Coruña.

La comisaria Estíbaliz Palma, al frente de la Brigada de Información de La Coruña. EFE

La Policía Nacional ha frenado el ascenso a comisaria principal a la funcionaria que, en la comida con la que se homenajeó a uno de los agentes que tuvieron que jubilarse tras resultar gravemente herido durante los disturbios registrados en Barcelona a finales de 2019 tras la sentencia del procés, afirmó que «ya les gustaría a algunas que las violase un antidisturbios». La no declaración de «apta» tras participar en el proceso selectivo se produce después de que le haya sancionado con cinco días de suspensión de empleo y sueldo.

Estíbaliz Palma había realizado el XXIII curso para ascender a comisaria principal, superando las pruebas de aptitud profesional por antigüedad selectiva junto con otros 19 aspirantes. En concreto, su baremación fue de 22,30 puntos en titulaciones, 24,50 en antigüedad y 136,99 en historial, según el acuerdo adoptado por el tribunal calificador el pasado 7 de junio y publicado en la orden general del Cuerpo Nacional al día siguiente.

La Dirección General de la Policía dio a conocer la pasada semana la relación de «aptos» y no figuraba Palma, que no consta tampoco como «no apta». Sí han aprobado dos comisarios que obtuvieron una nota inferior en las tres citadas categorías, por lo que la razón no obedece a la puntuación sino a las limitaciones previstas en la normativa interna en caso de sanciones disciplinarias.

El real decreto por el que se aprobó el reglamento de los procesos selectivos y de formación del Cuerpo Nacional de Policía establece en su artículo 15 que la consolidación de los ascensos en caso de superarse queda condicionado a que en su expediente no se produzca la imposición de una sanción por falta grave o muy grave, de lo que cabe deducir que, de no haber sido castigada, hoy sería uno de los nuevos 20 comisarios principales que tiene el Cuerpo.

Como adelantó El Independiente, Estíbaliz Palma ha sido sancionada con cinco días de empleo y sueldo, el rango más bajo previsto en la Ley orgánica del régimen disciplinario del Cuerpo Nacional de Policía para castigar las faltas graves (de cinco días a tres meses). Concretamente, se le reprocha «la infracción de deberes u obligaciones legales inherentes al cargo o a la función policial, cuando se produzcan de forma grave y manifiesta».

La normativa impide consolidar un ascenso si en el expediente figura la comisión de una falta grave o muy grave

No ha sido la única factura que ha pagado la comisaria tras pronunciar dichas palabras. El pasado 21 de marzo, el mismo día que se publicaron sus declaraciones en la prensa, la Dirección General acordó su destitución como comisaria jefe de Pontevedra. Desde entonces, se encuentra al frente de la Brigada Provincial de Información de La Coruña.

Los hechos tuvieron lugar el pasado 11 de marzo en el restaurante vigués Lagareta durante la comida de despedida organizado por los compañeros para homenajear a Iván Álvarez, el policía gallego que se vio obligado a jubilarse en noviembre de 2020 como consecuencia de las graves heridas que sufrió en la cabeza cuando en la tarde-noche del 18 de octubre de 2019 repelía los disturbios provocados por radicales independentistas en las calles de Barcelona tras dictar el Tribunal Supremo la sentencia que condenó a los líderes independentistas catalanes. Una de las asistentes a dicho almuerzo fue Estíbaliz Palma, entonces comisaria provincial de Pontevedra.

En un ambiente distendido y entre compañeros, el mando tomó la palabra en la sobremesa después de que le entregaran unos obsequios al homenajeado (un cuadro y un reloj, entre otros) e hizo unos comentarios que alguien grabó y posteriormente los desveló eldiario.es. «Hubo 48 horas en que parecía que la Policía Nacional se había transformado y, de repente, violaba, maltrataba y no sé qué cuántas cosas hacía más, que ya les gustaría a algunas que las violara un UIP (antidisturbios)», pronunció Palma en respuesta a las críticas que había generado la actuación desarrollada por la Policía Nacional aquellas semanas en Cataluña (Operación Ícaro).

La jura o promesa de los nuevos comisarios principales ha tenido lugar este martes, después de que se hubiera resuelto ya el expediente que se le había instruido a Estíbaliz Palma. La orden general extraordinaria ha publicado esta semana los destinos adjudicados a diez, quienes tendrán que tomar posesión de sus nuevas plazas este sábado tras abandonar sus actuales plantillas.

Te puede interesar

Comentar ()