España

Sánchez entra en campaña en Galicia y anuncia ayudas de 2.000 millones en vivienda

El secretario general del PSOE y presidente del Gobierno Pedro Sánchez, ha arropado al candidato a la Presidencia de la Xunta de Galicia, Jose Ramón López Besteiro, este sábado en Vigo. EFE / Salvador Sas

El presidente del Gobierno y secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, ha anunciado este sábado que en el próximo Consejo de Ministros, que se llevará a cabo el martes, se aprobarán líneas de avales por valor de 2.000 millones de euros a través del Instituto de Crédito Oficial (ICO).

Estos avales estarán destinados a facilitar la adquisición de viviendas para jóvenes y familias. El anuncio fue realizado por Sánchez durante un mitin de campaña en Vigo, en apoyo al candidato socialista José Ramón Gómez Besteiro para las elecciones autonómicas gallegas programadas para el domingo 18 de febrero.

"A partir del próximo martes, vamos a poner esa línea de avales de 2.000 millones de euros, para cubrir esa entrada que es la que dificulta a los jóvenes y a las familias de nuestro país el poder comprar una vivienda y el poder hipotecarse", ha indicado ante los 1.600 asistentes.

"Esto se lo digo sobre todo a los jóvenes por si no estáis enterados para que podáis poneros en marcha con ello a partir del próximo martes", ha apuntado.

De este modo ha señalado que el Gobierno va a empezar a poner en marcha la política de vivienda pública que venía anunciando para que los jóvenes puedan emanciparse a edades más tempranas. Sánchez ha anunciado esta medida para ayudar a la compra de una vivienda, que complementa a otras medidas como la vivienda pública en alquiler por la que también apuesta el Ejecutivo, según ha afirmado.

Todas las claves de la actualidad y últimas horas, en el canal de WhatsApp de El Independiente. Únete aquí

Te puede interesar

2 Comentarios

Normas ›

Comentarios cerrados para este artículo.

  1. Jjajajajajaja, el tío sigue con la milonga de la vivienda, el que se lo crea tienen delito. Manda webos

  2. Avalar es facilitar, pero si no se construyen viviendas con precios accesibles para la renta disponible, difícilmente podrán acceder, añadiendo además el riesgo de ser desahuciados y perder lo entregado.