Conexión a internet, televisión, teléfono… Para completar la oferta de alta velocidad a Vodafone sólo le hacía falta poner en las manos de sus usuarios una serie de smartphones de última generación, dispositivos a través de los que conducir todos esos datos contratados. Y ya lo han hecho.

La compañía acaba de presentar la familia Vodafone Smart 8, compuesta por tres móviles y una tablet, de fabricación propia. Las novedades, que responden al nombre de Smart V8, el Smart N8, el Smart E8 y la Smart Tab N8, llegan a la gama media con precios muy competitivos y algunas funcionalidades que les diferencia dentro de ese abigarrado grupo de consumo.

No es la primera vez que la teleco se lanza a la comercialización de sus propios productos. En los dos últimos años han vendido más de 650.000 terminales en nuestro país, principalmente como complemento a las tarifas convergentes de televisión y conexión a internet.

Con una fabricación pensada en el diseño, los tres smartphones apuestan por públicos objetivos bien diferenciados.

El Vodafone Smart V8 es el dispositivo más potente de la familia, con características que no están tan lejos de la gama media más potente. Cuenta con una pantalla Full HD de 5,5 pulgadas y 3GB de memoria RAM. El almacenamiento, que a nivel básico alcanza los 32GB, se puede ampliar hasta 128GB con una tarjeta microSD. Todo ello ayudará a manejar el sistema operativo Android 7.1 Nougat, el más actual de Google.

Cuenta con NFC y desbloqueo a través de la huella dactilar, y lleva integrado un procesador Qualcomm Snapdragon 435 de ocho núcleos. La cámara tiene hasta 16 megapíxeles, mientras que la frontal llega hasta los ocho.

El diseño está muy cuidado, con materiales de calidad y un peso de 166 gramos. La batería, por su parte, es de 3.000 mAh, similar a la de terminales como el Samsung A5 lanzado este mismo año.

El Smart V8 llegará al mercado la próxima semana por un precio de 224 euros libre, aunque con determinadas tarifas sujetas a permanencia con Vodafone puede salir por unos ocho euros mensuales.

Algo menos de potencia

Los dos siguientes terminales ya están enfocados en la gama media-baja y en la que las compañías califican como “de entrada”. El primero de ellos es el Smart N8, un terminal de cinco pulgadas con una pantalla HD y un memoria RAM de 1,5GB. El almacenamiento interno es de 16GB, aunque puede alcanzar los 32GB con una tarjeta microSD. También lleva la última versión de Android plenamente integrada.

Smart N8 de Vodafone.

El Smart N8 de Vodafone.

La cámara es de 13 megapíxeles en la parte frontal, mientras que la de los selfies alcanza los cinco megapíxles.

El N8 tiene en sus tripas un procesador Mediatek de cuatro núcleos, y una batería de 2.400 mAh que, si el usuario no es demasiado exigente, podría durar todo el día. También cuenta con NFC y con desbloqueo a través de la huella dactilar, todo ello por apenas 132 euros. Con determinados planes de contrato, puede llegar a costar solo 4,5 euros al mes, y ya está disponible.

El terminal más básico que hay en la familia Vodafono Smart 8 es el E8, un teléfono con unas funcionalidades más bajas. La pantalla es LCD de cinco pulgadas y tiene una memoria RAM de 1GB y un almacenamiento interno de 8GB, ampliable hasta 128GB.

No cuenta con desbloqueo a través de la huella dactilar y la cámara apenas tiene cinco y dos megapíxeles respectivamente. Lleva integrado un procesador Qualcomm Snapdragon 210 y tiene una batería de 2.200 mAh. Pese a que es el que menos potencia tiene, también viste la última versión del sistema operativo Android. Cuesta 83 euros.

Nueva tablet

Para culminar la presentación, Vodafone ha desvelado su nueva apuesta dentro del segmento de las tabletas. Estos dispositivos, cuya gama alta empieza a flaquear, siguen siendo populares cuando el precio se ajusta a las características que demanda el gran público.

Smart Tab N8 de Vodafone.

La Smart Tab N8 de Vodafone.

La Smart Tab N8 tiene una pantalla de 10,1 pulgadas y un procesador Mediatek de cuatro núcleos. La memoria de arranque es de 2GB, mientras que el almacenamiento se va hasta los 16GB, que pueden incluso doblarse con una tarjeta externa.

La cámara es algo más floja, con apenas cinco megapíxeles en la parte trasera y sólo dos a la hora de hacer fotos en dirección al usuario. La batería se irá hasta los 4.600 mAh y el peso rondará los 460 gramos.

Todavía no hay una fecha concreta ni un precio de salida establecido para la Smart Tab N8, si bien Vodafone ha explicado que llegará al mercado en el próximo mes de julio.