Tecnología y Gadget

Samsung Galaxy Watch: diseño y batería para pelear contra Apple y Huawei

Modelos de Samsung Watch.

Modelos de Samsung Galaxy Watch. A.M.

Pese a que les costó arrancar y ganar popularidad entre el público, los smartwatch ya tienen una importante presencia en las muñecas de millones de personas de todo el mundo. Los relojes inteligentes son una realidad y, además, una fuerte amenaza para los fabricantes tradicionales.

En el año 2018, según los cálculos de IDC, se venderán en todo el mundo un 8,2% más de wearables que en el 2017 y la mitad de todos ellos serán smartwatches, en un mercado en el que compiten pesos pesados de la tecnología como Apple, Huawei y Samsung.

La última gran apuesta del sector la ha hecho el fabricante coreano, que quiere adelantarse a sus rivales y dominar la importante tarta de ingresos que generan estos productos. ¿Su gran baza? El Galaxy Watch, que ha presentado en sociedad en el IFA de Berlín.

Dejando ya atrás la calificación de Gear, apellido que acompaña a estos dispositivos desde su lanzamiento en 2013, la familia de relojes inteligentes de Samsung se apoya básicamente en dos grandes pilares: el diseño y la salud.

En cuanto a la primera pata, es obvio que el atractivo es uno de los grandes argumentos a la hora de vender smartwatches. Los nuevos Galaxy Watch, en dos tamaños de 42 y 46 mm de diámetro, presentan un estilo muy cuidado, con la opción de personalizar la esfera, la apariencia y, por supuesto, la correa.

La idea es que, a base de modificaciones y gustos personales, cada usuario pueda tener un reloj totalmente diferente y cambiarlo de manera constante. ¿Te cansas de un estilo de esfera? Hay decenas más para elegir.

Modelos presentados en IFA Berlín.

Modelos de Samsung presentados en IFA Berlín. A.M.

La salud, clave

El sector de la salud tiene buena culpa del reciente éxito de los relojes inteligentes. La tendencia apunta a que cada vez queremos cuidarnos más, hacer deporte y contar al milímetro las calorías que ingerimos. Y en Samsung lo saben.

El Galaxy Watch tiene la opción de registrar hasta 39 ejercicios diferentes, 21 de ellos indoor. En España no es tan habitual hacer ejercicio en casa, pero en los países con peor clima es muy habitual realizar una tabla de entrenamiento al resguardo de las duras condiciones meteorológicas.

Los ya omnipresentes modos para correr, andar, ir en bici o hacer ejercicios de gimnasio acogen también a la natación, pues el Galaxy Watch resiste hasta cinco atmósferas de presión, sobre todo gracias a un cristal Gorilla Glass que está certificado por las autoridades militares por su dureza.

También monitoriza y detecta las horas de sueño, el nivel del estrés e incluso la respiración, indicando que debemos hacer para equilibrarla o rebajar nuestra sensación de ansiedad o agobio.

Rendimiento potente

Según los estudios de Samsung, la principal preocupación del 72% de los usuarios de relojes inteligentes es la duración de la batería. De poco o nada sirve el estudio del sueño o del estrés si cada noche hay que poner el dispositivo a cargar.

En anteriores ediciones de la familia Gear esto acababa siendo un problema, pero tiene pinta de que el Galaxy Watch no tendrá que dormir pegado al enchufe. La versión de 46 milímetros cuenta con una autonomía de 80 horas con un uso razonable que, en caso de ser intensivo se quedaría en algo más de la mitad. En cuanto a la versión más pequeña, la de 42 milímetros, la batería dura alrededor de 45 horas.

Ambas versiones llegarán a España con conexión LTE para navegar de forma autónoma por internet. Samsung ya ha llegado a un acuerdo con al menos un operador español para dar la opción a sus usuarios, a través de una tarjeta SIM virtual que, en breve, estará disponible en nuestro país.

El precio también es una novedad, ya que se ha reducido respecto a, por ejemplo, el Gear 3, el último smartwatch franquicia de la firma. La versión grande costará 329 euros, mientras que la más pequeña se queda en 309 euros y ya se pueden solicitar para recibirlos a partir del próximo 18 de septiembre.

Te puede interesar

Comentar ()