Gente

Escándalo en Dinamarca: el príncipe Christian abandona un internado en donde había acoso escolar (y presuntos abusos sexuales)

Mary de Dinamarca y Kate Middleton

La princesa Mary de Dinamarca con la reina Margarita de Dinamarca y la duquesa de Cambridge Europa Press

Ahora que volvemos a tener a Leonor por España y que ya ha concluido su primer año en el internado del Atlantic College de Gales, es hora de que nos fijemos en cómo les va a otros herederos en sus colegios. Lo que nos lleva a Dinamarca, donde hace unas semanas se anunciaba que el príncipe Christian, de 16 años, hijo del príncipe Federico y de la princesa Mary, los herederos al trono danés, dejará el elitista internado de Herlufsholm Skole, en la ciudad de Naestved, en el que llevaba estudiando desde agosto del año pasado. Tampoco una de sus hermanas, la princesa Isabella, de 15 años, acudirá allí tal como estaba previsto y ya se había anunciado.

El centro se había escogido por un supuestamente excelente reputación y prestigio. El príncipe venía de formarse en un centro público (el Tranegrard) y había pasado una temporada en otro centro de élite, el Lemania-Verbier International School, un internado de Suiza, a donde iba a pasar unas doce semanas en un programa intensivo de estudio. Desgraciadamente, y a causa de la pandemia de coronavirus, Christian tuvo que regresar a Dinamarca antes de lo previsto. El traspaso provocó que el príncipe fuera matriculado entonces en el internado de Herlufsholm. Para celebrar su primer día de curso, la casa real danesa hizo público una imagen del príncipe en su cuenta de Instagram:

Un internado de élite

El centro se había escogido por su excelente reputación académica y por haber sido la escuela en donde se habían educado algunos de los miembros de la familia real danesa. El príncipe Nicolás, el hijo de Joaquín de Dinamarca (el segundo hijo de la reina Margarita) y Alexandra Manley (la primera esposa de Joaquín), había estudiado en el internado.

La elección parecía perfecta para Christian, el primogénito de los herederos daneses, un chaval muy aficionado a los deportes –sobre todo, al fútbol– y que, por cierto, ya ha aparecido en la serie de Los Simpson (en un episodio tuvo un breve romance con Lisa Simpson). El príncipe ya ha protagonizado varios actos oficiales, ha dado discursos en público y ha acompañado a sus padres a algún que otro acto en el extranjero (como cuando fue a Inglaterra para un partido de la Eurocopa).

El documental que destapó presuntos abusos escolares e incluso sexuales

Disponer de un internado a tan sólo ochenta quilómetros de Copenhague –un centro, además, con muchas instalaciones deportivas y con muchas actividades al aire libre– se consideró una opción perfecta para él: estaba lo suficiente resguardado como para que el príncipe pudiera hacer vida por su cuenta (el internado está en un antiguo monasterio del siglo XII y perfectamente protegido del exterior), pero también lo suficientemente cerca de la capital como para acudir de vez en cuando a algún acto oficial.

Según el diario The Times, todo comenzó a torcerse cuando se hijo público hace un par de meses un documental televisivo, titulado Los secretos de Herlufsolm: Violencia, violaciones y acoso, donde varios exalumnos desvelaban los casos de acoso escolar –e incluso de presuntos abusos sexuales– a los que habían sido sometido en el centro. Entre otros testimonios, se citaba a un antiguo alumno que aseguró haber visto cómo los estudiantes más jóvenes eran «atacados» en mitad de la noche. Según relata el diario británico, otro alumno explicó que presuntamente vio a un alumno abusar sexualmente a otro enfrente de un grupo de estudiantes.

No es la primera vez que el centro se enfrenta a acusaciones tan graves: hace años hubo presuntas violaciones entre alumnos, aunque las demandas fueron retiradas. También el historial de supuesto acoso escolar fue largo y algunos exalumnos, sobre todo en la década de los noventa, describieron prácticas presuntamente atroces. Algunos han llegado a reconocer que semejantes prácticas tuvieron un «impacto devastador» en sus vida.

La decisión de la Casa Real danesa

Esta vez, el impacto en la opinión pública fue de tal calibre que el gobierno decidió tomar cartas en el asunto y la Agencia Danesa para la Educación y la Calidad realizó un informe donde daba cuenta de algunas de presuntas acusaciones. El informe, especialmente demoledor, criticaba muy particularmente a los directivos del centro y otros niveles de gestión.

Después de leer el informe, la Casa Real danesa hizo público un comunicado el día 17 de junio en donde anunciaba que el príncipe iba a salir inmediatamente del centro. En el texto se dejaba claro que el príncipe Christian y la princesa Mary eran «padres de un hijo que se había mostrado muy feliz de ir al internado», pero que reconocían que «el acoso escolar, la violencia y las humillaciones son inaceptables».

atrocidades que se cometían.

Te puede interesar

Comentar ()