Pedro Sánchez continúa su campaña entre la militancia, y lo hace en solitario. Quienes dieron el apoyo más férreo al ex secretario general del PSOE y defendieron el ‘no’ a Rajoy hasta las últimas consecuencias observan con estupor el desarrollo de los acontecimientos. En las últimas semanas, el que fuera líder socialista no ha entablado contactos con los suyos, algo que ha provocado gran desazón en sus filas; un malestar que se ha visto agravado en los últimos días, con la convocatoria de un acto este sábado en San Martín del Rey Aurelio (Asturias), para el que Sánchez ha prescindido de sus más incondicionales, que no han sido invitados al encuentro.

El calor que recibió el ex líder socialista por parte de los suyos no se ha visto correspondido en esta última etapa, y algunos de los hasta ahora considerados sanchistas admiten que no han tenido noticias del ex secretario general desde la última reunión en Madrid el pasado 3 de noviembre, hace más de un mes. Fuentes críticas insinúan que el diputado Odón Elorza, uno de los más cercanos a Sánchez, también ha experimentado este distanciamiento, aunque el propio Elorza ha querido desmarcarse de estas afirmaciones en declaraciones a El Independiente.

Dentro de esta dejadez, la gota que ha colmado el vaso ha sido el encuentro en la ciudad asturiana en el marco de una campaña para recuperar a la militancia y preparar el terreno para las primarias del próximo Congreso Federal del PSOE. Los fieles al ex secretario general socialista se enteraron por la prensa del acto organizado en Asturias, al que no han sido invitados y en el que sólo asistirán -sin intervenir- la diputada Adriana Lastra y la senadora María Luisa Carcedo, ambas afines a Pedro Sánchez. En el entorno del ex secretario general justifican este silencio y esta campaña en solitario en que sus valedores no fueron invitados para no desvirtuar la campaña y evitar que se convirtiera en un «acto de cuadros, y no de militantes».

En su primera intervención en Valencia, Sánchez sí contó con la presencia de Odón Elorza, José Antonio Pérez Tapias o Zaida Cantera, algo que ha dejado en evidencia las ausencias de esta ocasión. Los organizadores del encuentro restan importancia a este hecho y alegan que la presencia de los críticas en el acto valenciano tenía su sentido en la «reaparición»del ex secretario general tras su dimisión como diputado.

La agenda de Sánchez en Asturias

El despliegue de Sánchez en Asturias comenzará a las 16 horas con una reunión con los sindicatos mineros, y a las 17 horas con el acto, en el que también intenvendrán el alcalde de la ciudad, el secretario general de la agrupación socialista y varios militantes destacados. Según fuentes de la agrupación asturiana, en un principio estaba previsto hacerlo en el interior de un teatro, con capacidad de hasta 400 personas, pero finalmente se hará en un parque anexo en el que se van a poner 700 sillas.

Es previsible que el grueso del público que acuda a escuchar a Sánchez proceda del Principado, pero también se ha confirmado ya que que acudirán unas treinta personas de Madrid y otro número similar de Cantabria y Euskadi.