El líder de Podemos, Pablo Iglesias, prepara un acto con el coordinador federal de IU, Alberto Garzón, con la representante de En Marea Yolanda Díaz y posiblemente también con el de En Comú Podem, Xavier Domènech, que se celebrará el próximo viernes, coincidiendo con el proceso interno de la formación morada.

El acto, que se celebrará en Madrid, no tiene relación con el debate político en el que está inmerso Podemos de cara a su Asamblea Ciudadana de febrero, sino que se trata de un encuentro «sobre el cambio político», en el que participarán diversos representantes de las confluencias, según ha confirmado a Efe uno de los participantes.

Será un acto de «confluencias» para hablar sobre el cambio político, insisten las fuentes consultadas por Efe, aunque la foto de Iglesias con los portavoces de En Comú Podem y En Marea en este momento previo a Vistalegre II puede tener una importancia más que simbólica.

En el borrador del documento político que Iglesias presentó la semana pasada Iglesias defiende que para el nuevo ciclo el objetivo debe ser «tejer una red de contrapoderes» que «anude» las luchas sociales con la aspiración de liderar pero con generosidad y aceptando que «para ganar» tienen que «seguir sumando» y ampliando ese «espacio de cambio» que ya tienen con las confluencias.

Tanto las confluencias como IU han mantenido hasta ahora la neutralidad ante el proceso de debate en Podemos.

Este lunes, el coordinador federal de Izquierda Unida, Alberto Garzón, preguntado por este asunto, garantizaba que su organización mantendrá una posición neutral y de escrupuloso respeto con un proceso «interesante» que sigue con atención.

Garzón añadió que desea que la asamblea de Podemos consolide la relación con IU y con el resto de confluencias para que Unidos Podemos pase de ser un «grupo parlamentario fuerte» a una «fuerza alternativa» de Gobierno

Errejón pide cambios en la Ejecutiva

La iniciativa Recuperar la ilusión, que defiende Íñigo Errejón, pide para Podemos una dirección colegiada, limitar las responsabilidades a una persona, un cargo, y que los líderes autonómicos no puedan estar en la ejecutiva, como ocurre actualmente con el secretario de Organización, Pablo Echenique.

Esa es una de las principales propuestas sobre el modelo organizativo que plantean los errejonistas de cara a la Asamblea Ciudadana de febrero, donde pretenden construir un Podemos más democrático, descentralizado, igualitario y plural, en el que se reste poder al secretario general.

Las propuestas avanzadas este martes se engloban en el borrador del documento organizativo que defenderán para Vistalegre II, y en el que han trabajado, entre otros, -según fuentes de la plataforma-, el responsable de Internacional de Podemos, Pablo Bustinduy, y la secretaria de Acción Institucional, Auxiliadora Honorato, tras recoger las aportaciones de las bases en los encuentros mantenidos este fin de semana en todo el territorio.