El ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido, ha nombrado al comisario principal Florentino Villabona nuevo Director Adjunto Operativo (DAO) de la Policía Nacional y cierra una interinidad de siete meses en un puesto crucial en el cuerpo. Villabona, máximo responsable de la Comisaría General de Seguridad Ciudadana desde hace cinco años, era uno de los 36 comisarios principales que aspiraban a este puesto de libre designación.

Con este nombramiento, Zoido vuelve a rodearse de personas de su máxima confianza en Interior y trata de cerrar una etapa en su departamento con muchas sombras, marcada por el escándalo del espionaje a su antecesor en el Ministerio y por la guerra entre comisarios en el seno de la Policía con ramificaciones en diversos casos judicializados.

Ocurre que la etapa del gijonés Florentino Villabona será necesariamente breve: cumplirá los 65 años el 23 de noviembre de 2017, lo que le obligará a jubilarse. La edad era precisamente uno de los factores que le restaban posibilidades en las quinielas previas a diferencia de otros candidatos, entre los que también se encontraba el mando que de forma provisional ha venido ocupando el puesto -Antonio Rodríguez, subdirector general de Recursos Humanos- desde que Eugenio Pino se jubiló a finales del pasado mes de junio.

Fuentes consultadas por Elindependiente.com aseguran que Zoido estuvo semanas atrás a punto de confirmar en el cargo a Rodríguez, si bien finalmente optó por convocar un procedimiento exprés -los aspirantes dispusieron de siete días hábiles para presentar su solicitud, concluyendo el plazo el pasado miércoles- para que pudieran concurrir todos los comisarios principales que lo desearan. Y el DAO provisional fue uno de los que se presentaron.

La etapa de Florentino Villabona será breve necesariamente: se jubila en noviembre de este año

El nuevo número dos de la Policía coronará así su trayectoria en la Policía Nacional, donde empezó como inspector en 1978 y donde fue escalando peldaños hasta ser nombrado comisario principal en mayo de 2012. Fue meses después de reincorporarse al cuerpo tras haber ejercido durante cuatro años (2007-2011) como coordinador general de Seguridad del Ayuntamiento de Málaga, municipio gobernado por el popular Francisco de la Torre.

En un comunicado, Interior ha destacado el perfil “marcadamente profesional” del nuevo DAO de la Policía, que ha desarrollado diversas responsabilidades de mando y ha ocupado diversos destinos de carácter operativo en sus tres décadas y media de servicio. En la etapa dura de ETA, su primer destino fue la Jefatura Superior de Navarra, donde se integró en los grupos de Información. Después pasó por Estepona (Málaga), Algeciras (Cádiz), Málaga y Melilla, donde ejerció como jefe superior.

En noviembre de 2011, concluida su etapa de servicios especiales en el Ayuntamiento malagueño, fue nombrado comisario jefe de la Unidad de Coordinación Operativa Local (UCOL) de Algeciras, donde se mantuvo hasta que en enero de 2012 se le confió la Comisaría General de Seguridad Ciudadana en el marco de una profunda renovación de la cúpula policial emprendida por el ministro Jorge Fernández Díaz para marcar distancias con la etapa de Pérez Rubalcaba al frente de Interior. Ése era el puesto que Villabona ocupaba hasta ahora.

El nuevo DAO ejerció durante cuatro años como jefe de Seguridad en el Ayuntamiento de Málaga

Interior ha destacado que, entre las actuaciones más relevantes de la carrera profesional de Villabona, se encuentra su participación en los años 80 en diversos operativos policiales que consiguieron la detención en Madrid y Navarra de más de una treintena de miembros ‘legales’ y ‘liberados’ de ETA, así como la localización de pisos francos donde los etarras ocultaban armas y munición. También intervino en la desarticulación de un comando de los Grapo.

El nuevo DAO también participó en la liberación de la menor Melody Nakachian, secuestrada por delincuentes franceses en Estepona en 1987. Así, Villabona intervino en las labores de vigilancia y seguimiento que condujeron a la vivienda en la que estaba retenida la pequeña. También durante su etapa en la Costa del Sol, el ahora número dos de la Policía participó en numerosos servicios que permitieron desmantelar organizaciones dedicadas al tráfico de estupefacientes, crimen organizado y blanqueo de capitales.

Reconocimientos

La trayectoria profesional de Villabona está avalada por numerosos reconocimientos. Así, cuenta con la Cruz al Mérito Policial con distintivo blanco, la Cruz al Mérito Policial con distintivo rojo, la Cruz al Mérito Policial con distintivo blanco, la Encomienda de la Orden del Mérito Civil, la Cruz al Mérito Policial con distintivo rojo, la Medalla de Oro de la Policía Local de Melilla, la Medalla de la Policía Local de Algeciras, la Cruz de la Guardia Civil con distintivo blanco, la Cruz del Ministerio de Defensa con distintivo blanco, la Encomienda de Isabel la Católica, la Cruz al Mérito Policial con distintivo rojo y la Cruz al Mérito Aeronáutico con distintivo blanco.

Una vez cubierta la Dirección Adjunta Operativa, falta por nombrar otro cargo de gran relevancia en la estructura de la Policía Nacional: el jefe de la Unidad contra la Delincuencia Económica y Fiscal, responsable de la investigación de diversos casos de corrupción que se instruyen actualmente.