La Guardia Civil ha cerrado este miércoles la página web referendum.cat, puesta en marcha por la Generalitat para informar sobre el referéndum de independencia del próximo 1 de octubre.

Los agentes se han personado este miércoles en la sede de la empresa CDMon, propietaria del dominio y ubicada en el municipio de Malgrat de Mar, donde han entregado un mandamiento judicial que ordena su cierre.

Actualmente, el sitio web todavía es accesible desde algunos navegadores, aunque no desde los principales. Al acceder desde Google Chrome, la página dedicada al referéndum devuelve el mensaje “Esta página no funciona”. Al realizar la prueba con Microsoft Edge, el software muestra un aviso de dirección inválida. El dominio desaparecerá de la red completamente en las próximas horas.

El Govern ha reaccionado rápidamente habilitando la web alternativa ref1oct.cat, un dominio registrado por un ciudadano particular en la localidad británica de Canterbury, con lo que evitaría un posible segundo cierre, salvo que mediase orden internacional. Este nuevo dominio fue activado el pasado 6 de septiembre con un período de validez de un año, y proporcionando la dirección postal de Leydon Lettings, una agencia de alquileres para estudiantes.

El anterior, referendum.cat, fue registrado por la Generalitat en el año 2006, con el socialista José Montilla en el poder, con motivo del referéndum de aprobación del Estatuto de Autonomía. La página, que se encontraba inactiva, fue recuperada inmediatamente después de la aprobación de la Ley del Referéndum en el Parlament.

Este martes, el ministro de Hacienda Cristóbal Montoro afeó la actitud del gobierno catalán, que a través de la Intervención de la Generalitat asegura que “no conoce” con qué recursos se han financiado ni el spot del referéndum del 1 de octubre ni la página web contratada por el Govern a modo de plataforma publicitaria oficial.

Alcaldes independentistas protestan por su citación

Además, las asociaciones que agrupan a los alcaldes de los municipios que apoyan el referéndum han convocado un acto de protesta el sábado en la plaza de Sant Jaume de Barcelona, después de que la Fiscalía haya citado a los regidores como investigados bajo advertencia de detención.

La Asociación de Municipios por la Independencia (AMI) y la Asociación Catalana de Municipios (ACM) han anunciado la convocatoria del acto tras una reunión de sus ejecutivas y han calificado la situación como “muy grave”.

La presidenta de la AMI, Neus Lloveras, ha considerado “un hecho sin precedentes en un país europeo” que el fiscal general del Estado, José Manuel Maza, haya ordenado a los fiscales de Cataluña que citen como investigados a los alcaldes que han firmado un decreto para ceder locales para celebrar el 1-O y, en caso de no comparecer, reclamen a los Mossos que los detengan.

Lloveras ha asegurado que ambas entidades municipalistas han pactado continuar adelante con el referéndum, suspendido por el Tribunal Constitucional, así como que los alcaldes afectados “irán a declarar, porque no tienen nada que esconder”. No obstante, al ser preguntada por la negativa de muchos alcaldes de la CUP a acudir voluntariamente, Lloveras ha dicho: “Unos alcaldes lo harán voluntariamente y otros no, pero todos iremos a declarar”.