El delegado del Gobierno en Cataluña, Enric Millo, ha pedido perdón este viernes a los heridos por las cargas policiales durante la jornada del 1-O. Lo ha hecho en una entrevista concedida a TV3 en la que se ha mostrado “muy triste” y ha lamentado “profundamente” que se haya llegado a esta situación: “Cuando sé que ha habido gente que ha recibido golpes sólo puedo pedir disculpas”, ha señalado Millo, a la vez que ha defendido la actuación policial, amparada por el TSJC.

Millo se ha disculpado por los heridos pero ha señalado directamente al presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, por rechazar la petición del delegado del Gobierno de convertir el referéndum en una manifestación. “¿Quién anima a la gente a ir a un sirio cuando la ley dice que es ilegal?”, ha cuestionado. Pero no ha sido el único culpable, a su juicio, ya que también la cúpula de los mossos entorpeció la actuación programada, no así los propios agentes, que se limitaron a obedecer a sus superiores: “Se puso la política por encima del criterio profesional”.

También ha valorado el acoso que han recibido los agentes de la Policía Nacional y la Guardia Civil durante estos días, algo que ha calificado como “inaceptable”, así como el adoctrinamiento que están recibiendo los niños en los colegios: “En algunas escuelas se ha hablado mal a niños por ser hijos de guardias civiles”, ha denunciado.

Cree los mossos tendrán que impedir el pleno sobre la independencia

Millo considera que los Mossos d’Esquadra tendrán que impedir que se celebre un eventual pleno del Parlament para proclamar una declaración unilateral de independencia (DUI) porque, “de momento”, son el cuerpo con competencias en seguridad ciudadana.

Millo ha sido preguntado por si se puede dar la imagen de que el lunes haya fuerzas policiales impidiendo la celebración de este eventual pleno: “los Mossos d’Esquadra, seguro”, ha indicado. Para el delegado del Gobierno, si el Tribunal Constitucional ha suspendido este pleno y, pese a ello, se pone en marcha, la orden judicial que “con toda probabilidad” recibirán los Mossos será que eviten su celebración.

A la pregunta de por qué tendrían que ser los Mossos d’Esquadra y no otros cuerpos policiales los que impidan el pleno, Millo ha recordado que será así porque “normalmente el juez hará lo que hace siempre: apelar a los tres cuerpos pero dar prioridad a los Mossos d’Esquadra, que son los que tienen competencia en seguridad ciudadana, de momento”.

También en TV3, el conseller de Interior, Joaquim Forn, se ha referido a una reunión que Diego Pérez de los Cobos, cargo de la Secretaría de Estado de Seguridad que coordinaba el dispositivo del 1-O, y el mayor de los Mossos d’Esquadra, Josep Lluís Trapero, mantuvieron en la jornada del referéndum ilegal con la juez del Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC), Mercedes Armas.

Según Forn, en esa reunión la juez, que días antes había dictado una instrucción en que ordenaba a Mossos d’Esquadra, Guardia Civil y Policía Nacional cerrar los locales de votación, “acaba diciendo que cada cuerpo sabe cómo actuar y que cada uno haga lo que crea”.