La comisión de investigación de las finanzas del PP, que hoy ha celebrado sesión en el Congreso con la comparecencia del ex consejero de OHL Javier López Madrid, ha tomado unos derroteros inesperados cuando el portavoz de Podemos, Chema Guijarro, le ha preguntado «por qué la Reina le llama compiyogui». Guijarro se refería a un mensaje que López Madrid recibió de Doña Letizia cuando saltó el escándalo de las tarjetas black de Cajamadrid, por el que fue condenado.

Guijarro no ha parado ahí. Aunque no ha recibido respuesta a ninguno de sus interrogantes, ha insistido en el contenido de ese mensaje para interrogarle sobre qué alcance tenía ese «nos conocemos, nos queremos, nos respetamos» que le dirigió la Reina. También le ha preguntado si es «el empresario del Rey Felipe VI», como antes lo fue Colón de Carvajal de Don Juan Carlos y hasta ha sacado a pasear a la doctora Pinto, que ha acusado a López Madrid y agresiones y amenazas tras una breve relación.

«Ni he financiado ni he donado dinero al PP», afirma López Madrid

Ha sido, sin duda, lo más llamativo de esta comparecencia que ha transcurrido con un tono muy respetuoso por parte del compareciente y de los diputados. Amigo del principal implicado en la trama Púnica, Francisco Granados, asegura que «ni he financiado ni he donado dinero al PP. OHL y yo no hemos estado nunca en la financiación del PP» y  ha negado ser el J. M. que aparece en la ya famosa agenda del ex consejero de la Comunidad de Madrid, donde aparece en otras anotaciones como J.L.M. «No puedo ser las dos personas», se ha defendido.

El interés del diputado socialista que le ha preguntado se ha centrado en si había hecho entrega alguna de dinero a  Granados conforme señala un informe de la UCO. Ha explicado que le conoce desde hace treinta años pero «no compartí ningún tipo de negocio» con él. Atribuyó al derecho de defensa las manifestaciones del empresario Adrián de la Joya en el sentido de que sirvió de mediador para entregar determinadas cantidades de dinero al ex presidente autonómico, imputado por Lezo, Ignacio González.

Ha negado López Madrid tener ningún tipo de poder decisorio en OHL ni haber presionado para que la empresa constructora obtuviera contratos públicos en el metro ligero entre otras grandes obras de infraestructuras de la región. Es más, «OHL era adjudicatario por debajo de la media de otras constrtuctoras». «Absolutamente no», ha afirmado tajante al respecto.

En respuesta al representante del Mixto Óscar Matute sí ha admitido tener negocios con David Marjaliza, pero se ha reiterado en que carecía de responsabilidades ejecutivas de OHL Ni siquiera, ha afirmado «tenía acceso a las oficinas». Por su parte, Joan Tardá, por ERC, ha puesto el acento no solo en los corruptos sino también «en los corruptores» que comandan «empresas muy importantes». Ha agregado en este sentido el diputado que «llegará un día en que los empresarios que corrompen lo van a pagar».