El Consell Professional de TVC y el Comitè d’Empresa de TVC han reclamado este viernes al líder de Cs, Albert Rivera, «responsabilidad, rigor y respeto». Lo han pedido en sendos comunicados después de que Rivera acusara en directo a la cadena catalana de mentir y de ser «un aparato de propaganda separatista».

Han anunciado que harán llegar una petición urgente al presidente y los grupos de la Comisión de Control de la CCMA (Corporación Catalana de Medios Audiovisuales) para que los partidos tomen el compromiso de «frenar el discurso agitador» contra los trabajadores de los medios.

Defensa de los profesionales

En una dura entrevista de algo más de media hora, Rivera recriminó a la directora del programa, Lídia Heredia, su repetida insistencia en preguntarle sobre la agresión a un cámara de Telemadrid y obviar, por contra, cualquier mención al aniversario del pleno del 6 y 7 de septiembre en el que hace un año se aprobaron las leyes de ruptura.

La vicepresidenta de la CCMA, Núria Llorach, y el director de TV3, Vicent Sanchis, han defendido los profesionales de los medios de comunicación públicos, y han exigido también «responsabilidad, rigor y respeto».

Llorach ha calificado las acusaciones de Rivera «una falta de respeto intolerable», mientras que Sanchis, en declaraciones a Catalunya Ràdio, ha señalado que hay líneas rojas que no se pueden cruzar.