Internacional | Política

Julio Anguita justifica el ascenso de Salvini por el fracaso de la izquierda

El exlíder de IU y el diputado de Podemos lanzarán en octubre una asociación a favor de una III República y en contra del neoliberalismo

El ex líder de IU, Julio Anguita.

El ex líder de IU, Julio Anguita. Europa Press

El exlíder de IU Julio Anguita y el diputado de Podemos Manolo Monereo consideran que el ascenso de los movimientos populistas de extrema derecha en Europa, como la Liga de Matteo Salvini en Italia, es «el reflejo del fracaso de la izquierda» a la hora de «entender a su pueblo», defender la «soberanía popular y la independencia nacional» y apostar «por la protección, la seguridad y el futuro de las clases trabajadoras».

En un artículo que firman junto al profesor de Derecho Héctor Illueca en Cuarto Poder, recogido por Europa Press, ponen al Gobierno Italiano del Movimiento 5 Estrellas (M5S) y la Liga como ejemplo de «rebelión popular contra la Unión Europea» y contra sus políticas neoliberales.

Aunque aseguran no tener «ninguna simpatía» por el líder de la Liga y vicepresidente del Gobierno italiano, sí destacan que su ascenso «y el de otras figuras afines en varios países europeos no es más que el reflejo del fracaso de la izquierda» en la tarea de ser capaz de «canalizar las energías de cambio» y de «entender a su pueblo».

Salvini, un valiente

Anguita, Monereo e Illueca han escrito este artículo, titulado ‘¿Todos los gatos son pardos?’, en respuesta a las críticas que suscitó otro que publicaron a principios de mes valorando la aprobación por parte del Gobierno de Italia del conocido como Decreto Dignidad, que regula el mercado de trabajo y que, según señalan, supone «un punto de inflexión en las políticas sociales aplicadas» en ese país «desde la irrupción del neoliberalismo».

A su juicio, se trata de «una decisión valiente» porque supone un cuestionamiento de los principios que inspiran la construcción neoliberal del mercado europeo» y porque «fortalece la posición de poblaciones laborales completas que hasta ahora asistían impotentes a la degradación sistemática de sus condiciones de vida y trabajo».

«Guste o no guste, el Decreto Dignidad constituye un notable esfuerzo por defender al pueblo italiano contra los señores de las finanzas y de las deslocalizaciones. En política hay que debatir sobre datos y hechos. Juzgar las intenciones es propio de inquisidores y pobres mentes que carecen de argumentos racionales. ¿Fascismo en Italia? Decreto Dignidad», aseguraban en ese artículo, titulado precisamente con esta última frase.

Tras ser acusados por algunos analistas políticos e incluso miembros de Podemos –como el eurodiputado anticapitalisa Miguel Urbán– de realizar un análisis descontextualizado, y obviar el carácter xenófobo del Gobierno italiano y sus políticas contra la inmigración, los tres autores lamentan en el artículo publicado este viernes «la tiranía de lo políticamente correcto» y el «elitismo intelectual» de la izquierda, por limitarse a acusar a estos movimientos y sus votantes de «racistas y fascistas», en lugar de «explicar los fenómenos políticos que acontecen en la UE».

«De momento el gobierno italiano es el único que ha desarrollado la Resolución del Parlamento Europeo sobre la lucha contra la precariedad laboral, aprobada el 31 de mayo. ¿Qué va a hacer el gobierno español? ¿Qué harán los demás gobiernos europeos?», argumentan en su texto, para defender su postura favorable a la reforma laboral anteriormente mencionada.

En esta línea, explican más adelante que «hay que prestar atención a medidas como el Decreto Dignidad, constatando sus limitaciones, sí, pero también sus avances en un contexto complejo y absolutamente imprevisible». «Englobarlo todo bajo la etiqueta de «fascismo», como algunos han hecho estos días, puede ser más cómodo para evitar cierta fatiga intelectual, pero nada aporta al conocimiento de la realidad», apuntan.

Crítica a una izquierda neoliberal

«Los autores de este artículo no tenemos ninguna simpatía por Matteo Salvini, pero creemos que su ascenso, y el de otras figuras afines en varios países europeos, no es más que un reflejo del fracaso de la izquierda. La demostración de su incapacidad para canalizar las energías de cambio latentes en la sociedad. La prueba que atestigua la decadencia de una izquierda que se hizo neoliberal y ya no es capaz de entender a su pueblo», señalan.

«Se acabó el tiempo del europeísmo ingenuo y evanescente. Se acabó el tiempo de «más Europa». La clave, se quiera o no, es la contradicción cada vez más fuerte entre los partidarios de la globalización neoliberal y aquellos que, con más o menos conciencia, defienden la soberanía popular y la independencia nacional y apuestan por la protección, la seguridad y el futuro de las clases trabajadoras», concluye el texto.

Asociación por la III República

Precisamente Anguita, Monereo e Illueca están preparando el lanzamiento de una asociación, dentro de Unidos Podemos, que tendrá como objetivo consolidar a medio plazo en un nuevo «republicanismo» que dé respuesta a las clases trabajadoras europeas que exigen «protección» frente al mercado capitalista y el neoliberalismo, «seguridad» y «futuro».

Esta asociación, cuya creación ha avanzado El Confidencial, se identificará como una agrupación a favor de la III República para defender la necesidad de dar respuesta a la «crisis de régimen» que existe en la actualidad, según ha explicado Monereo en conversación con Europa Press.

Eso sí, el diputado de Podemos explica que este espacio, que se nutre de los planteamientos defendidos por el partido morado a favor de la defensa de las clases populares frente a los mercados, pretende poner de manifiesto la necesidad de que la izquierda en Europa haga frente al neoliberalismo. Si no, avisa de que esa izquierda «desaparecerá» y ocupará su espacio el populismo de derechas que ya ha llegado a los Gobiernos de países como Italia.

Te puede interesar

Comentar ()