Política PODEMOS

Iglesias queda sin rival en primarias y se convierte 'de facto' en el candidato a Moncloa

El líder de Podemos, el único que reúne las condiciones para ser cabeza de lista en las generales tras depurarse los 86 candidatos restantes

logo
Iglesias queda sin rival en primarias y se convierte 'de facto' en el candidato a Moncloa
El líder de Podemos, Pablo Iglesias, en el Congreso el acto solemne conmemorativo del 40 aniversario de la Constitución.

El líder de Podemos, Pablo Iglesias, en el Congreso el acto solemne conmemorativo del 40 aniversario de la Constitución. EP

Resumen:

El secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, se afianza como candidato a la Presidencia de Gobierno después de que los 86 rivales que le disputaban el puesto en las primarias exprés abiertas en el partido hayan quedado fuera de la carrera al no reunir las condiciones suficientes para plantar la batalla interna. Antes incluso de que se lleven a cabo las votaciones que decidirán tanto al aspirante a la Presidencia en las próximas elecciones generales como las listas al Congreso y al Senado, Iglesias es de facto el candidato de Podemos que competirá con Pedro Sánchez en las urnas. Esta circunstancia se produce después de que la formación haya endurecido los requisitos para enfrentarse a Iglesias en la pugna interna.

Si en anteriores procesos internos la posibilidad de ser candidato de Podemos en las elecciones estaba más abierta, Podemos aumentó los requisitos necesarios para competir con Pablo Iglesias en esa carrera: aumentó el número de avales necesarios a 1.000 y exigió también el apoyo de cinco círculos activos o de los órganos de dirección. Unas condiciones difícilmente alcanzables para militantes de base.

Durante la fase de recogida de avales, que finalizó este lunes, la página web de Podemos habilitada por las primarias mostraba a 87 precandidatos a la Presidencia del Gobierno, de los cuales muchos de ellos se presentaban por circunscripciones distintas a Madrid, que es la que tradicionalmente acoge al aspirante a La Moncloa. La inclusión de estos dirigentes engrosó la lista de posibles aspirantes a la Presidencia; una lista que este martes se ha reducido considerablesmente. Ahora, tras el periodo de avales, la página se ha actualizado, y de los 87 precandidatos iniciales, sólo queda Pablo Iglesias como único candidato a la Moncloa. El líder de Podemos asegura así su cargo, evita desgarros internos y refuerza su liderazgo ante un posible horizonte electoral.

El líder de Podemos convocó por sorpresa y a contrarreloj unas primarias el pasado 23 de noviembre, en plena campaña de las elecciones andaluzas. No avisó de este movimiento a su dirección, anulando las opciones de la única que podría haberle hecho frente en el proceso, Teresa Rodríguez, la líder andaluza, que se encontraba en en precampaña. Tampoco advirtió a los líderes territoriales de este proceso, y es por eso que distintas sensibilidades del partido, como la corriente Anticapitalista o la federación de Podem Comunidad Valenciana, pidieran suspender o aplazar las primarias, al considerar que no se habían planteado con las garantías suficientes.

Un 38% de los candidatos al Congreso queda fuera: de 438 a 270 aspirantes

Hasta este lunes, la lista de precandidatos a figurar en las listas de Podemos para el Congreso de los Diputados estaba integrada por 438 personas. Una cifra que se ha reducido en un 38% después de que 168 no reunieran las condiciones fijadas por la dirección del partido. Después de que haya concluido la fase de avales, sólo 270 aspirantes están en condiciones de enfrentarse a las primarias en las que Pablo Iglesias ha presentado una lista de afines.

En el nuevo reglamento de primarias al Congreso y al Senado [consultar aquí en PDF] diseñado por el núcleo duro del partido, donde se exigen 500 avales a quienes quieran ser diputados. Entre las curiosidades que recoge el reglamento de Podemos para las primarias está la posibilidad de la Ejecutiva de dar luz verde a cualquier aspirante a diputado de Podemos aunque no reúna ninguna de las condiciones establecidas para ello. Para los candidatos que quieran figurar como cuerpo de lista para el Congreso pueden presentar, bien el aval de Iglesias, su ejecutiva o su dirección, o bien el aval personal de 500 inscritos más.

La lista de candidatos a diputados no diferencia entre los que cumplen las condiciones y los avalados por la Ejecutiva

Es decir, cualquier persona puede aspirar a un escaño en el Congreso sólo con el visto bueno de Iglesias o su núcleo duro. Pero además, en caso de optar por los avales personales y no llegar al mínimo, “una mayoría de 3/5 del Consejo de Coordinación Estatal -ejecutiva de Iglesias- puede considerar que una persona, a pesar de no haber recibido los avales mínimos requeridos, tiene suficiente apoyo como para presentarse y podría decidir aprobar la candidatura”. En la lista publicada este martes, no aparece ninguna distinción entre quienes han cumplido los requisitos y quienes han sido avalados directamente por la Ejecutiva de Iglesias.

Además de esta particularidad, el protocolo no incluye ningún requisito de antigüedad para aquellos que quieran ser diputados: basta con que sean “inscritos” en Podemos para presentarse en sus listas, a diferencia de quienes se presenten como cabeza de lista, que deberán haber estado inscritos un mínimo de tres meses. Estas condiciones abren la puerta a que Iglesias lance fichajes estrella de personas hasta ahora externas al partido: personajes del mundo social,  sindical o de la cultura que podrían integrarse a dedazo en el proceso para elegir a los candidatos de las generales.

Comentar ()