Cataluña | PolíticaCuestiones previas del ‘procés’

La Fiscalía, sobre el ‘procés’: “El Estado democrático y su corazón estaban en la diana”

El Ministerio Público ha defendido la competencia del Tribunal Supremo para juzgar a los líderes independentistas al estar en juego la comisión de un delito de rebelión.

logo
La Fiscalía, sobre el ‘procés’: “El Estado democrático y su corazón estaban en la diana”
El fiscal Jaime Moreno.

El fiscal Jaime Moreno.

Resumen:

La Fiscalía del Tribunal Supremo, representada por el fiscal de Sala Jaime Moreno, ha defendido este martes durante las cuestiones previas del juicio del ‘procés’ la competencia de dicho órgano para juzgar a los líderes independentistas que promovieron y declararon de forma unilateral la independencia de Cataluña en octubre de 2017.

Moreno ha recalcado la competencia del Alto Tribunal ya que, con el desafío independentista, “el Estado constitucional y democrático y su corazón, el Tribunal Constitucional, estaban en la diana”. El acusador público ha recalcado que a través del procés se trató de “derogar la Constitución”, lo que constituye un “atentado al orden constitucional” vigente en España.

El “grave ataque” que sufrió el Estado hizo necesaria la aplicación del artículo 155 de la Constitución

Igualmente, el fiscal Jaime Moreno ha señalado que “este ataque” no afectó solo al territorio de una comunidad como Cataluña sino que “esa independencia produce un resultado que afecta a todo el territorio nacional”. Como prueba, el Ministerio Público ha hecho alusión a que la respuesta estatal a dicho desafío fue la aplicación del artículo 155 de la Constitución; para el que se requirió la intervención del ex presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, y del Senado. De esta forma, Moreno ha enfatizado en que el “grave atentado” que sufrió el Estado hizo necesaria la intervención de dos de sus poderes en la respuesta: el Legislativo y el Ejecutivo.

Asimismo, la Fiscalía del Supremo ha defendido que “estamos ante un delito de rebelión con el subtipo agravado de la malversación”. El fiscal ha recalcado no en vano que se emplearon “fondos públicos” para llevar a cabo una votación “que se tornó en violenta” y que fue un acto necesario previo para “obtener la declaración de independencia”.

De la misma manera, el fiscal también ha puesto de manifiesto que las acciones en el extranjero llevadas a cabo dentro del proceso independentista catalán-como el impulso del voto para el 1-O en el exterior o la intervención de un ‘lobby’ estadounidense- no fueron hechos aislados ya que “era absolutamente necesario internacionalizar el conflicto”.

“No se han vulnerado normas de competencia”

Por su parte, la abogada del Estado Lucía Pedreño, ha señalado que en esta causa “no se han vulnerado las normas de competencia” ya que existen hechos que fueron acaecidos “fuera del territorio de Cataluña”. Según han mantenido los servicios jurídicos del Ejecutivo, estos hechos son suficientes “para justificar la competencia del Tribunal Supremo en este procedimiento”. Además, la acusación popular ejercida por Vox también ha defendido la competencia del Supremo para juzgar a la ex cúpula independentista.

En contraposición, los líderes independentistas catalanes han pedido en bloque este martes a la Sala presidida por el magistrado Manuel Marchena que acuerde la declinatoria de jurisdicción en favor del Tribunal Superior de Justicia de Cataluña.

En la vista, que se ha prolongado durante cuatro horas y  a la que se han acreditado hasta 70 medios de comunicación y 226 periodistas, también ha salido a relucir una de las consignas que repite una y otra vez el mundo independentista. “Estamos ante la judicialización de un problema político”, recalcó Marina Roig, abogada del líder de Òmniun Cultural, Jordi Cuixart.

Por su parte, el letrado Andreu Van de Eynde, abogado del ex vicepresidente Oriol Junqueras, ha lanzado un mensaje al tribunal integrado por los magistrados Antonio del Moral, Luciano Varela, Juan Ramón Berdugo, Andrés Martínez Arrieta, Ana María García Ferrer y Andrés Palomo, junto a Marchena:  “La oportunidad la tiene la Sala. Decidir qué reglas se van a aplicar a este proceso: si las reglas del proceso debido o las reglas de excepción”.