Política

Buch anuncia una investigación al mosso que negó la existencia de la república

logo
Buch anuncia una investigación al mosso que negó la existencia de la república

Resumen:

«La república no existe, imbécil». Esta frase, pronunciada por un agente de la unidad de intervención de los Mossos d’Esquadra en plena batalla por frenar los incidentes del 21-D en Barcelona ha convertido a su autor en un auténtico héroe del unionismo en las redes. Pero también le ha llevado a convertir el podio de los más odiados por el independentismo con Joan Manel Serrat, y ese triste podio podría acarrearle consecuencias: El conseller de Interior de la Generalitat, Miquel Buch, ha anunciado esta mañana «una investigación» sobre el episodio.

Fue el vídeo estrella tras los disturbios que acompañaron la celebración del Consejo de Ministros del pasado viernes en Barcelona. Un agente de la Brimo se dirige a un manifestante, identificado como agente forestal de la Generalitat, y le increpa: «Tu eres funcionario como yo, ¡defiéndeme a mi y no a esos hijos de puta!» a lo que el interpelado responde, «yo defiendo la república». «Qué república ni qué cojones, ¡la república no existe, idiota!» concluye el agente exasperado. Una frase que ha dado la vuelta a España y ya figura estampada en camisetas y tazas de café.

Para el conseller de Interior, sin embargo, se trata de una «falta de respeto» que el cuerpo policial debe estudiar. En declaraciones a RAC1, Buch ha asegurado que «un mosso no debería llamar idiota a un manifestante, no debería ser normal, se va a investigar» tras ser cuestionado por las palabras del agente.

Pese a estas palabras, Buch ha defendido el dispositivo policial desplegado por los Mossos, la Policía Nacional y la Guardia Urbana para garantizar la seguridad el 21-D ante las protestas convocadas por el independentismo. «Los agentes garantizaron el orden público, que era su prioridad, y se evitó que nadie saltara el cordón policial para acercarse a la Llotja de Mar».

El conseller ha reconocido «Como ciudadano puedo compartir las dudas y el enfado de los ciudadanos» pero ha defendido que como responsable de Interior debe garantizar el orden público y «si se intenta atacar y saltar el cordón de seguridad, la policía debe actuar con fuerza. En Barcelona y en cualquier otro lugar del mundo».

Buch se ha referido también a la amenaza de atentado terrorista en Las Ramblas lanzada por el Consulado de Estados Unidos en Barcelona, a la ha intentado rebajar. «Es una amenaza más de las que recibimos habitualmente, se investiga y trabajamos en ella» ha advertido el titular de Interior, quien sin embargo ha descartado tomar nuevas medidas de seguridad y elevar el nivel de alerta terrorista, «que ya es muy alto» puesto que está en el 4 sobre una escala de 5.