El presidente del PP vasco, Alfonso Alonso, ha asegurado hoy que el partido debería mirar «más de frente» y dejar de hacerlo «a izquierda y derecha todo el rato, podemos terminar con un esguince de cuello». El líder de los populares en el País Vasco ha defendido que en la Convención que la formación celebrará este fin de semana en Madrid se debe fijar un proyecto «solvente». «El PP debe ser un partido que mire de frente y que inspire confianza. Lo importante es que nuestro proyecto sea serio y solvente».

Durante una comparecencia pública, Alonso se ha felicitado por los acuerdos alcanzados la semana pasada en Andalucía y que facilitarán la presidencia de Juan Manuel Moreno. Ha calificado de «razonables» los pactos suscritos tanto con Ciudadanos como con Vox. El dirigente popular cree que el contenido de lo firmado con la formación de Santiago Abascal es «muy sensato» y que ha evitado incorporar elementos inasumibles: «Los toques de atención han debido de funcionar«, ha señalado. Cuestionado sobre el propósito de Pablo Casado de no enfrentarse con descalificaciones hacia Vox ni el resto de formaciones, el presidente del PP vasco ha señalado que no quería insultar a nadie cuando afirmó que a Vox «le falta un hervor»: «No creo que he insultado a nadie, pero si alguien lo siente así, le pido disculpas. En el PP no nos gusta insultar a nadie, somos respetuosos».

También ha hecho referencia a la manifestación multitudinaria celebrada el pasado sábado en Bilbao y en la que Arnaldo Otegi reclamó la excarcelación de presos de ETA, principalmente los mayores y enfermos, como una «aportación hacia la paz». Alonso ha recordado que el próximo día 19 acudirá al homenaje anual que se brinda a Gregorio Ordóñez -concejal del PP asesinado por ETA- en el cementerio de Polloe en San Sebastián. Ha apuntado que «mientras los criminales cumplen condena, otros, amigos, yacen bajo tierra»: «Lo que deseo es que se aplique la ley y que no sea Arnaldo Otegi quien la interprete, sino los jueces».

Mendia, utilizada

En su intervención se ha dirigido a la secretaria general del Partido Socialista de Euskadi, Idoia Mendia, a la que le ha advertido que le están «utilizando» a ella y su partido, «para blanquear» a Sortu y Bildu. Ha subrayado que la continuidad del PSE en la P0onencia de Memoria y Convivencia del Parlamento Vasco -en la que el PP no participa» es «incomprensible»: «Es incomprensible que el PSE siga un minuto más en la ponencia. Supongo que Idoia Mendia está haciendo una reflexión de hasta qué punto la están utilizando». Ha reiterado a la dirigente socialista que se sienta junto «a quienes aún no han condenado la historia de ETA».

Alonso ha dedicado gran parte de su alocución a reclamar al Gobierno vasco de Iñigo Urkullu movimientos para equiparar la situación del profesorado de la red concertada y pública en el sistema educativo vasco. Cerca de 52.000 familias podrían verse afectadas por la huelga de ocho días que han convocado a partir del miércoles los centros concertados de iniciativa social en Euskadi y que solicitan una mejora de los conciertos educativos.

Alonso se ha mostrado partidario de incrementar las partidas destinadas a la red concertada en el País Vasco. Ha recordado que la red pública percibe actualmente el 66% de los recursos destinados a educación en el País Vasco frente al 33% de la red concertada, que en el País Vasco representa cerca del 50% de las matriculaciones en el sistema educativo. El presidente del PP ha subrayado que estos centros asumen una función pública y que sus trabajadores prestan un servicio que debería contar con idénticos recursos y medios que los colegios públicos, «a igualdad de servicio, igualdad de financiación»: «Se deben equiparar sus condiciones, no puede existir la brecha salarial y de medios que ahora existe».