Política

El ministro Marlaska se compromete a dotar a la Policía Nacional de pistolas eléctricas

El titular de Interior anuncia la próxima compra de 5.200 chalecos antibala, 1.000 pistolas HK y 979 vehículos en 'renting'

logo
El ministro Marlaska se compromete a dotar a la Policía Nacional de pistolas eléctricas
Un agente de los Mossos d'Esquadra, con una pistola eléctrica 'Táser'.

Un agente de los Mossos d'Esquadra, con una pistola eléctrica 'Táser'. EL INDEPENDIENTE

Resumen:

El titular de Interior, Fernando Grande-Marlaska, se ha comprometido a dotar a la Policía Nacional de pistolas eléctricas (Táser) y defensas extensibles, medios que los agentes vienen demandando sin éxito desde hace años y con los que ya cuentan otros cuerpos como el de los Mossos d’Esquadra.

El ministro hizo este anuncio durante la celebración este jueves del pleno del Consejo de Policía, donde detalló los principales frentes en los que está trabajando con su equipo desde que asumió el cargo a fin de mejorar el servicio y que los agentes puedan llevar a cabo el trabajo con las máximas garantías.

Según han informado fuentes sindicales, Grande-Marlaska avanzó que la Dirección General está diseñando un plan de equipamientos policiales que vendrá a paliar la falta de medios que sufre el Cuerpo por las limitaciones presupuestarias de los últimos años. En concreto, el ministro precisó que el proyecto incluirá la compra de 5.200 chalecos antibala -4.000 internos y 1.200 externos, de los que el 10 % serán adaptados a la fisonomía femenina-, un millar de pistolas HK y 979 vehículos en régimen de renting.

La idea del actual equipo de Interior es reforzar la dotación con cámaras de videograbación, guantes anticorte, defensas extensibles y pistolas Táser, para lo que se están realizando los estudios pertinentes. De momento es un mero compromiso, sin fechas, ni presupuesto, ni número de unidades que se adquirirán en una primera remesa.

La incorporación de pistolas eléctricas es una antigua demanda de los sindicatos policiales, como le pusieron de manifiesto cuatro de las cinco organizaciones con representación -el SUP, la CEP, la UFP y el SPP- en una carta conjunta enviada a la secretaria de Estado de Seguridad, Ana Botella, el pasado 19 de junio. La Táser es un arma ‘no letal’ que reduce el riesgo de lesiones frente a las de fuego.

La Ertzaintza y los Mossos ya la usan

La Ertzaintza dispone de la Táser desde marzo de 2017 para su uso en situaciones excepcionales y de grave riesgo, mientras que los Mossos d’Esquadra empezaron a utilizarla de modo experimental el pasado 25 de junio. A diferencia de la vasca, que reserva las pistolas eléctricas para las unidades especializadas, la catalana se ha convertido en la primera policía autonómica que las incorpora a las unidades de seguridad ciudadana.

Las voces a favor de la incorporación de este tipo de arma se incrementaron a raíz del episodio vivido el pasado 20 de agosto en una comisaría de la Policía de la Generalitat en Cornellá (Barcelona), cuando un hombre intentaba acceder portando un arma blanca y al grito de “Alá es grande”. Sindicatos de Mossos defendieron que, en caso de haber dispuesto de pistola eléctrico en aquella ocasión, el hombre podría haber sido detenido y no abatido.

Qué son las pistolas ‘Táser’

Las pistolas Táser interfieren el sistema nervioso muscular e inmovilizan al sujeto con descargas eléctricas: son armas que disparan dardos punzantes de 50.000 voltios -voltaje que desciende al llegar al cuerpo del objetivo- para paralizar al que recibe la descarga durante varios minutos, sin que se genere daño permanente.

Pese a que la descarga es de unos 50.000 voltios, en contacto con la persona la descarga cae y convierte a esta pistola en un arma no letal. Además, los defensores de estas pistolas recuerdan que lo peligroso serían los amperios, es decir, la corriente que transmita el aparato. En la pistola Táser normalmente oscila entre los 3,6 y los 2,1 microamperios (mA) y los 3,6, con una energía liberada por pulso de entre 0,5 y 0,07 julios.

Existen dos tipos principales de armas Táser: las pistolas que lanzan dardos y el Táser ordinario, que no dispara nada y tiene dos dientes o electrodos que sobresalen en un extremo Ambas, como armas eléctricas, sólo las pueden usar “funcionarios especialmente habilitados”, es decir, pertenecientes a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, como se especifica en el Real Decreto 137/1993 de 29 de enero.

Durante el pleno, Grande-Marlaska se refirió también al plan de infraestructuras que aprobó el Consejo de Ministros el pasado 18 de enero y que destinará 275 millones de euros a la construcción y reforma de comisarías debido al deterioro que sufre gran parte de las dependencias policiales por la falta de inversión en los últimos años.

Entre los retos, el ministro se refirió también a la cobertura de vacantes que sufre la plantilla, mermada en unos 7.500 efectivos entre 2011 y 2017. El titular de Interior señaló que el proyecto de Presupuestos Generales del Estado (PGE) enviado al Parlamento para su discusión y votación fija en el 115 % la tasa de reposición, lo que -en su opinión- permitirá empezar a mitigar el déficit actual.

El ministro anuncia la próxima compra de 5.200 chalecos antibala, 1.000 pistolas HK y 979 vehículos en régimen de ‘renting’

En relación con el acuerdo para equiparar los salarios de policías y guardias civiles con los de los mossos, el ministro garantizó a los representantes sindicales el cobro del tramo de 250 millones previsto para 2019 con independencia de que el Gobierno de Pedro Sánchez no logre sacarlos adelante en las Cortes. En este sentido, Interior estudia ya mecanismos para adelantar dicho importe en caso de que la propuesta de presupuestos fuerza rechazada.

Los representantes sindicales hicieron ver al titular de Interior que no deben verse perjudicados por la incertidumbre política derivada de la debilidad parlamentaria del partido que sustenta el Gobierno y demandaron una pronta solución para que a los funcionarios policiales se les abone el segundo tramo que prevé el acuerdo.

De otro lado, Fernando Grande-Marlaska informó de que se ultima el protocolo de prevención de suicidios tras el análisis de varios borradores y se comprometió a realizar un seguimiento de la situación de las víctimas de violencia de género dentro del Cuerpo Nacional de Policía, al tiempo que indicó de que se destinará un millón y medio de euros a mejorar las 11 Unidades de Familia y Mujer (UFAM).