Política

Meritxell Batet suspende a los diputados presos con la oposición de Podemos

La decisión se toma con los votos a favor de PSOE, PP y Cs y la oposición de los dos representantes de Unidas Podemos

logo
Meritxell Batet suspende a los diputados presos con la oposición de Podemos
Meritxell Batet.

Meritxell Batet.

Resumen:

La Mesa del Congreso, presidida por Meritxell Batet, ha suspendido a los cuatro diputados catalanes que tomaron posesión de su escaño el pasado martes y que se encuentran en prisión preventiva. Es lo que se ha decidido en la reunión de la Mesa, que ha tomado la decisión con el voto a favor de PSOE, PP y Ciudadanos y con la oposición de los dos representantes de Unidas Podemos.

La Mesa ha seguido las indicaciones de informe de los letrados emitido este viernes y ha declarado la suspensión automática «en el ejercicio del cargo y de derechos y obligaciones como diputados» de los dirigentes procesados por el Tribunal Supremo Oriol Junqueras, Josep Rull, Jordi Turull y Jordi Sánchez. La suspensión se ha hecho efectiva desde el mismo día que tomaron posesión como diputados, el pasado 21 de mayo.

El Congreso pide otro informe para ver cómo queda la nueva composición de la Cámara

La Mesa del Congreso ha encargado un nuevo informe a los letrados del Congreso para que expliquen las consecuencias de esta decisión y detalle cómo se traduce nueva situación en la composición del Congreso. Las cuestiones a dilucidar es la situación de los diputados ahora suspendidos o la nueva configuración de los grupos parlamentarios, ya que JxCat perdería pasaría de 7 diputados a 4 y pasaría al Grupo Mixto y perderían la asignación económica mensual de 15.000 euros.

Esta decisión se ha tomado sin unanimidad, con la oposición del grupo parlamentario de Pablo Iglesias. «Los representantes de Unidas Podemos han solicitado más tiempo para tomar la decisión y han mostrado desacuerdo por la premura y falta de tiempo para ese estudio», ha explicado Batet al término de la reunión.

En el informe encargado por Batet a los letrados de la Cámara, los juristas avalan la suspensión automática de los diputados que reclamaban PP, Ciudadanos y Vox y dejaban la decisión en manos de la Mesa, que finalmente ha seguido la indicación de los letrados, que avala la suspensión automática de los dirigentes.

El PSOE llevaba semanas advirtiendo de que acataría lo que dijeran los estudios jurídicos, y este viernes toma por fin la decisión después de pedir un informe fallido al Tribunal Supremo -que devolvió la patata caliente al Congreso- y tras pedir otro informe al Parlamento ante las duras críticas de la oposición, que esperaba una suspensión inmediata.

La Mesa del Congreso está compuesta por tres miembros socialistas, dos de Podemos, dos del PP y dos de Ciudadanos. Tanto el voto de Podemos (a favor de mantener la condición de diputados de los presos), como el de PP y Ciudadanos (suspenderlos), está claro desde el principio.