España | País Vasco | Política

El PSE se alía con Bildu y el PNV para gobernar Laguardia

La única edil socialista pacta una vía novedosa para entrar en la gestión del municipio alavés en el que asumirá tres carteras pero sin formar parte de la junta de gobierno local.

La líder del PSE, Idoia Mendia.

La líder del PSE, Idoia Mendia. EFE

El Partido Socialista de Euskadi ha accedido a gobernar la localidad alavesa de Laguardia en una coalición con el PNV y EH Bildu. La formación que lidera Idoia Mendia ha accedido a asumir tres carteras de la localidad; Educación, Juventud y Euskera y a formar parte del equipo de trabajo que gestionará el consistorio los próximos cuatro años. Lo ha hecho con una fórmula según la cual la única edil que concurrió por el PSE, Jaione Coca, no formará parte de la junta de gobierno local pero sí asumirá responsabilidades de gobierno.

De esta manera, el PNV, que asume la alcaldía de este pequeño municipio de 1.500 habitantes en el que el PP se impuso las pasadas elecciones municipales, liderara un Ejecutivo que se apoyará en EH Bildu y el PSE. Las negociaciones de Gobierno se llevaron a cabo inicialmente entre el PNV y la izquierda abertzale y finalmente la única representante socialista se ha sumado a las tareas de gobierno, aunque con un estatus singular.

En las pasadas elecciones del 26-M el PP revalidó su mayoría en esta localidad, al vencer con tres concejales, aunque con un estrecho margen de sólo 24 votos respecto al PNV y perdiendo un concejal respecto a los comicios de 2015. La alianza posterior suscrita con EH Bildu -2 concejales- y a la que finalmente se ha sumado la única edil del PSE con la fórmula innovadora que le sitúa como parte del «equipo de trabajo» pero formalmente no de la junta de Gobierno, ha dejado a los populares como único grupo de la oposición.

De este modo se cierra la operación que inicialmente planearon los nacionalistas para desbancar al PP del Gobierno de Laguardia y de Labastida, otra de las localidades alavesas tradicionalmente en manos del PP. De hecho, en este último municipio el candidato popular llegó a ser reprobado por su propio partido por insinuar la posibilidad de apoyarse en EH Bildu para poder mantener la alcaldía.

El PP alavés ha asegurado que la maniobra llevada a cabo por el PSE en Laguardia es «una tomadura de pelo» al intentar disimular su participación en un Gobierno que integran PNV y EH Bildu. El presidente del PP alavés, Iñaki Oyarzabal ha asegurado que es «triste» que los socialistas se presten a actuar como «comparsas» de un ejecutivo «condicionado por Bildu»: «La única obsesión del PSE en Alva es ocupar cualquier sillón, sin importarles el cómo, ni el con quién ni el para qué».

Comentar ()