La secretaria de Estado de España Global, Irene Lozano, será el sábado la responsable de inaugurar la primera jornada de debate organizado por Sociedad Civil Catalana (SCC) sobre la convivencia lingüística en Cataluña. Lo hará tras convertirse en blanco de la Generalitat por el informe que la entidad hizo público este agosto para contrarrestar el discurso del independentismo y que la Generalitat ha decidido llevar a los tribunales. Pese al conflicto, Lozano confirma con su presencia el apoyo del Gobierno, y especialmente del ministerio de Exteriores que dirige Josep Borrell, a la entidad constitucionalista que en 2017 lideró la respuesta al proceso independentista.

La jornada contará además con escritores y periodistas como Sergio Vila-Sanjuan, Félix Ovejero o Arcadi Espada, el ex dirigente del PSE Gorka Maneiro o la lingüista Mercé Vilarrubias para debatir aspectos como la inmersión lingüística en la educación, la relación entre voto y lengua o el conflicto lingüístico. El presidente de la entidad, Fernando Sánchez Costa, presentó ayer la jornada recordando que la entidad no tiene una postura definida sobre la inmersión lingüística, que divide a los socios de la entidad pero ha sido criticada por la organizadora de la jornada de debate, Angela Herrero.

Plataforma de afectados por el procés

Sánchez Costa explicó además un programa de actos para los próximos meses en el que ha destacado la creación de una «plataforma de afectados por el procés» para «dar voz y visibilidad a las personas afectadas por el procés». «Gente ninguneada por las instituciones públicas que ha sufrido el procés» destacó el vicepresidente Alex Ramos, que se referió a la «fractura social» negada por el Govern y las entidades independentistas.

El líder de SCC anunció además que la entidad volverá a organizar el homenaje a Cervantes en la Universidad de Barcelona que impidieron los CDR, «en el mismo lugar y con las mismas personas». Y criticó que el ex president fugado Carles Puigdemont se reuniera y fotografiara con el principal instigador del boicot, el ex dirigente de Terra Lliure Fredi Bentanachs. «Lamentamos que reciba a quienes se dedican a reventar los actos de los demás» ha apuntado en referencia al ex presidente catalán.

En este contexto, Sánchez Costa advierte además contra la campaña «tsunami democrático» lanzada esta semana y apoyada por los principales lideres del independnetismo, encabezados por el propio Puigdemont, Oriol Junqueras o Elisenda Paluzie. «Los independentistas anuncian un tsunami de ruptura, ya hemos tenido suficiente devastación en Cataluña, lo que necesitamos es serenidad para construir el futuro entre todos, no tsunamis revolucionarios que traigan más devastación».

Y denuncia la «apropiación independentista de la Diada», que ha calificado de «síntoma de déficit democrático, cuando el poder se apropia de las fiestas de todos» al tiempo que han advertido de que la entidad está preparada para volver a manifestarse si los secesionistas vuelven a «tomar la calle» tras la sentencia del juicio al procés.