España | País Vasco | Política

El Gobierno vasco pide a Galdakao que retire la exposición del etarra Bienzobas

logo
El Gobierno vasco pide a Galdakao que retire la exposición del etarra Bienzobas
'Contraexposición' del PP en Galdakao para denunciar la muestra del preso de ETA, Jon Bienzobas.

'Contraexposición' del PP en Galdakao para denunciar la muestra del preso de ETA, Jon Bienzobas.

Resumen:

El Gobierno vasco ha solicitado al Ayuntamiento de Galdakao que sea sensible a las reclamaciones de las asociaciones de víctimas del terrorismo y atienda su petición de retirar la exposición con obras del preso de ETA, Jon Bienzobas. El portavoz del Ejecutivo de Iñigo Urkullu ha asegurado que la retirada de la muestra inaugurada ayer en la localidad vizcaína debe dar respuesta no a una cuestión legal sino a un «imperativo ético y humano» vinculado a la «sensibilidad que merecen y demandan las víctimas del terrorismo».

La muestra inaugurada ayer reúne más de una treintena de pinturas y esculturas del preso de ETA, condenado a 266 años por el asesinato del expresidente del Tribunal Constitucional, Francisco Tomas y Valiente y del trabajador de Iberduero, Rafael San Sebastián en Getxo, así como por un atentado contra un microbús militar y el robo de explosivos. Erkoreka ha subrayado que Bienzonas cumple condenas por asesinato y que en ningún caso se pone en cuestión el derecho a la expresión artística de un preso sino «la cobertura pública» que se le brinda.

El portavoz del Ejecutivo recuerda que en un momento en el que las instituciones vascas trabajan por impulsar una «lectura critica del pasado» iniciativas como la promovida por la Casa de Cultura de Galdakao son «incompatibles» con ella por suponer «una trivialización, una banalización, o una relativización con el daño injusto causado por la actividad terrorista».

Denuncia de las víctimas

Erkoreka, que no ha expresado directamente la petición de cerrar la muestra al Consistorio, se ha escudado en las peticiones de las asociaciones de víctimas a las que sí ha llamado a secundar al ayuntamiento, actualmente en manos de EH Bildu.

Diversos colectivos de víctimas mostraron ayer su rechazo a la inauguración de la muestra de Bienzobas. El Colectivo de Víctimas del Terrorismo (Covite) había denunciado ante la Justicia la exposición. Ayer un Juzgado de Madrid denegó su petición de medidas cautelares al considerar que la exhibición de las obras de Bienzonas no suponían en si mismas ningún delito de humillación a las víctimas o de enaltecimiento. La decisión ya ha sido recurrida por Covite que recuerda que en la presentación de «Desde la ventana de mi celda» se muestra un perfil del autor y en el que no se incluye referencia alguna a su pertenencia a ETA. En ella se le presenta como un joven que por su «compromiso político» tuvo que abandonar pronto el pueblo. Se apunta además que actualmente cumple condena en la prisión de Puerto III en Cádiz «a 1.000 kilómetros de su pueblo».

También la Fundación Villacisneros ha pedido la intervención del delegado del Gobierno en el País Vasco, Jesús Loza, para que impida la celebración de la exposición. Consideran que la cesión de instalaciones públicas para que un preso de ETA exponga su obra «es una clara ofensa a las víctimas del terrorismo»: «La cesión de este local por el alcalde Bildu demuestra una vez más que no es un partido democrático sino que continúa siendo un instrumento de la banda terrorista en las instituciones para mejor servir a su proyecto totalitario”.

Precisamente hoy el delegado del Gobierno, Jesús Loza, ha exigido al ayuntamiento la clausura de la muestra. Loza ha apuntado que la medida se debe adoptar «por respeto a la memoria de las víctimas» y «por el compromiso adquirido en profundizar en la desligitimación ética, social y política del terrorismo.»

«Una aberración»

El PP escenificó ayer una ‘contraexposición’ con «la verdadera obra de Bienzobas» ante la Casa de Cultura de Galdakao. A través de cuatro paneles, mostró sus «herramientas» de trabajo, en referencia a las armas y explosivos que empleó en sus atentados, así como su «referencias», en alusión a los dirigentes de ETA con lo que trató. Además, se detallaban las diez víctimas que murieron en Galdakao asesinadas a manos de ETA.

El presidente del PP, Alfonso Alonso, calificó de «aberración» que se hubiera permitido una muestra de este tipo, «es una humillación para este municipio en el que ETA asesinó a diez personas», recordó. Denunció que el Consistorio cediera instalaciones municipales para que «un asesino en serie sea observado por sus vecinos como si fuera una persona honorable que se dedica al arte y a la cultura, cuando es un criminal sanguinario».

El líder de los populares expresó su preocupación por la «escalada a la que asistimos para prestigiar la labor de una banda terrorista a través de homenajes con los que se lanza el mensaje a la juventud de que los etarras era unos patriotas cuyo ejemplo hay que seguir».