El Valle de los Caídos está celebrando en estos momentos la misa de los domingos por la mañana en una explanada a la intemperie ante el cierre de la basílica por la exhumación de los restos de Francisco Franco, según ha confirmado la Hospedería Santa Cruz a El Independiente.

El Valle de los Caídos permanece cerrado desde la tarde del viernes. Sin embargo, los visitantes que ya tenían reserva en la Hospedería si que pueden acceder al complejo y asistir a la misa de campaña, que están celebrando en una explanada ante el cierre de la basílica.

La misa ha comenzado en torno a las 11:45, con un altar ubicado sobre una explanada más elevada, mientras que el público permanece sentado en unas sillas colocadas junto a los jardines del Valle, según se aprecia en las imágenes que la Hospedería ha difundido en su cuenta de Twitter. «Si nuestros huéspedes no pueden acceder a la basílica para asistir a su misa de domingo, la misa sale fuera», han publicado.

Este mismo sábado, un grupo de unos 30 visitantes tenían la intención de entrar en el Valle, pero la Guardia Civil frenó su paso, llegando a impedir que una de estas personas se colase en el conjunto monumental.

El Gobierno de Pedro Sánchez está ultimando los últimos preparativos para llevar a cabo el traslado de los restos del dictador y decidirán a partir de este lunes la fecha en la que se llevará a cabo.