Política

Tebas pide al juez del 'caso Villar' que impute a un vicepresidente de Rubiales

LaLiga denuncia que la Federación de Fútbol de Las Palmas, presidida por Antonio Suárez Santana, recibió una ayuda finalista del Consejo Superior de Deportes de 232.558 euros en el año 2011 y sólo destinó el 58% a la actuación para la que se le concedió

Luis Rubiales, presidente de la RFEFF, y Javier Tebas, que acaba de dimitir para presentarse nuevamente a la presidencia de LaLiga.

Luis Rubiales, presidente de la RFEF, y Javier Tebas, presidente de LaLiga. EP

La batalla abierta que libran Javier Tebas y Luis Rubiales suma un nuevo episodio. LaLiga ha pedido al juez que investiga el caso Villar que llame como imputado al vicepresidente de la Federación Española de Fútbol (RFEF) Antonio Suárez Santana por el presunto desvío de 96.000 euros procedentes de una subvención concedida a la Federación Interinsular de Fútbol de Las Palmas (FIFLP), que él preside.

La patronal del fútbol, que ejerce la acusación particular en este procedimiento, ha hecho esta petición en un escrito presentado este jueves ante el Juzgado Central de Instrucción 1 de la Audiencia Nacional. Es la segunda vez en los últimos seis meses que LaLiga solicita al magistrado Santiago Pedraz la imputación de Suárez Santana, que llegó a la Vicepresidencia de la RFEF el pasado mes de marzo tras verse obligado a dimitir Andreu Subies por su imputación en esta misma causa.

El motivo que lleva a LaLiga a pedir que se investigue al directivo tiene su origen en el convenio que la Federación Interinsular de Fútbol de Las Palmas firmó el 21 de junio de 2011 con el Colegio Heidelberg de Gran Canaria para acometer las obras de sustitución del césped sintético del campo de fútbol que esta entidad educativa tiene en sus instalaciones de Barranco Seco.

Firmado por Suárez Santana, el documento detallaba en su estipulación tercera que el Colegio Heidelberg contribuiría a financiar los trabajos con una aportación de 96.000 euros, cantidad librada el 17 de noviembre de 2011 mediante un cheque a favor de la FIFLP. Así consta en las actuaciones que dirige el juez Pedraz.

Se trataba de una de las 354 obras subvencionadas por el Consejo Superior de Deportes (CSD) a la RFEF para fútbol no profesional con cargo al 1 % de las quinielas en el periodo 2005-2013. En concreto, la sustitución del césped a dicho campo contó con una ayuda del Estado de 232.558 euros, cantidad que la Federación Española cargó en la cuenta de la territorial canaria el 4 de octubre de 2011 y que el CSD detallaba en su informe de actuaciones del citado periodo.

Un convenio, varias versiones

La contribución privada sí se precisa en el convenio aportado a las actuaciones judiciales tanto por el Colegio Heidelberg como por la FIFLP. No así en los informes requeridos por el juez Pedraz tanto al Consejo Superior de Deportes como a la RFEF por el instructor, lo que lleva a LaLiga a deducir que la federación presidida por Antonio Suárez trató de ocultarles que el 41 % del montante procedía de fondos privados. «Y ello con el presumible propósito de percibir y mantener el 100 % de lo presupuestado para la realización de la obra», sostiene esta acusación particular.

Informe del CSD en el que detalla el importe de la subvención para el campo de fútbol del Colegio Heidelberg: 232.558 euros.

«No en vano, a pesar de que el convenio suscrito con el Colegio Heidelberg data de 21 de junio de 2011, el presidente de la FIFLP certifica el 10 de septiembre de 2011 que, en relación con la obra del ‘Campo de Fútbol Heidelberg’, sito en Barranco Seco, Las Palmas de Gran Canaria, no se recibió para su financiación más subvención o ayuda pública que la correspondiente al plan cuatrienal nacional de construcción, adecuación y mejora de instalaciones destinadas al fútbol no profesional», indica escrito.

LaLiga denuncia que la federación que preside Antonio Suárez recibió una ayuda de 232.558 euros y sólo destinó el 58 % al fin para el que le fue concedida

LaLiga aporta otra evidencia con la que trata de acreditar que Suárez Santana no destinó toda la ayuda recibida de la RFEF con cargo al 1 % de las quinielas a esta actuación: las cuentas anuales del Colegio Heidelberg correspondientes a 2013, cuya memoria incluye una nota en la que se deja constancia de la aportación que «por importe de 136.558 euros» había recibido de la Federación Interinsular durante el ejercicio 2011/2012 para la renovación del césped artificial.

La patronal no tiene dudas de que Antonio Suárez tenía «conocimiento» de las diferentes versiones del convenio firmado entre el Colegio Heidelberg y la FIFLP. Si bien en la copia que consta en los expedientes aportados por el CSD y la RFEF no se mencionaba la aportación de los 96.000 euros, sí se incluía el contrato suscrito con la empresa que realizó los trabajos (Intecons SA). Ese documento estaba firmado por Suárez Santana.

Antonio Suárez Santana.

LaLiga no pasa por alto el hecho de que el presidente de la Federación Interinsular de Fútbol de Las Palmas sea también el firmante del convenio que permitió la sustitución del césped artificial del campo de fútbol Alfonso Silva, situado en el complejo deportivo grancanario de La Ballena. Ese acuerdo entre la FIFLP y el Ayuntamiento de Las Palmas se rubricó casi dos años después, concretamente el 13 de febrero de 2013.

En un informe aportado a la causa que instruye la Audiencia Nacional, la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil acredita una diferencia de 40.000 euros entre la cantidad presupuestada para llevar a cabo esta actuación y el coste real, constando una anotación manuscrita en la documentación intervenida en el domicilio de Valentín Sainz-Rozas Ramírez -uno de los imputados en la causa- que «relaciona el nombre de ‘Antonio’ con el importe de 20.000 euros».

Precedentes

Hijo del ex vicepresidente primero de la Federación Interinsular de Fútbol de Las Palmas del mismo nombre (ya fallecido), Sainz-Rozas Ramírez fue apoderado de Magein 2012 SL, la encargada de ejecutar el cambio del tapiz del Alfonso Silva. De acuerdo con la información que obra en poder del Registro Mercantil, la empresa comenzó sus operaciones el 11 de marzo de 2013 -menos de un mes después de la firma del convenio- y nombró apoderado a Valentín Sainz-Rozas el 16 de septiembre de 2013. El pasado 8 de mayo, después de su imputación en el caso, le fueron revocados a aquél los poderes.

Por todo ello, el abogado que dirige la acusación en nombre de la patronal pide al instructor que cite a declarar a Antonio Suárez en calidad de imputado y, como testigo, a la presidenta del Colegio Heidelberg cuando se firmó el convenio con la federación canaria (Leonor M.L.B.L.). También solicita que se oficie a Caja Canarias para que aporte toda la documentación relativa al pago del cheque librado por la entidad educativa a favor de la FIFLP por 96.000 euros, con lo que trata de acreditar que la federación canaria cobró íntegramente la ayuda del CSD (232.558 euros) pero no la destinó en su totalidad al fin para el que le fue otorgada (tan sólo el 58,8 %).

Comentar ()