El PP andaluz ha reclamado la dimisión de la ministra de Hacienda en funciones, María Jesús Montero, ya que el Gobierno central ha decidido «intervenir las cuentas» de la comunidad aplicando «un 155 económico» por «venganza» tras el cambio de color político en el Ejecutivo y por la sentencia de los ERE.

El vicesecretario general del PP-A, Toni Martín, ha señalado en rueda de prensa que el presidente en funciones, Pedro Sánchez, pretende «frenar» la política de expansión económica de Andalucía y ha advertido de que esta «venganza» puede suponer que por ejemplo no se puedan bajar los impuestos como había prometido el Ejecutivo autonómico.

Ha acusado a Sánchez de querer «bloquear» a Andalucía y ha calificado la decisión de Hacienda de exigir ajustes y de evitar la financiación en los mercados como «un atraco» a la voluntad de los andaluces y una «invasión» de la autonomía económica.

Ha criticado que Sánchez haga con Andalucía «lo que no se ha atrevido a hacer a nivel político en Cataluña con las barricadas en las calles» y ha lamentado la «jugarreta política».

Martín ha avisado de que «Andalucía no se va a dejar avasallar» y ha exigido a Montero que asuma sus responsabilidades políticas, ya que no se cumplieron los objetivos de estabilidad con unos presupuestos que ella elaboró como consejera de Hacienda, pero ahora decide enviar «a sus hombres de negro» a la comunidad.

Ha preguntado también si la líder del PSOE-A, Susana Díaz, va a decir algo, a pesar de que en el PP saben «que ya está amortizada y que está esperando a que la sustituyan».