Política

El PSC apoya acercar a presos de ETA y una"reconciliación" entre "víctimas del conflicto"

Respalda en el Parlament una declaración "por la paz" en Euskadi, junto a ERC, la CUP y JxCat, en el que se reclama a los etarras "reconocer el daño causado" para avanzar hacia la convivencia.

logo
El PSC apoya acercar a presos de ETA y una"reconciliación" entre "víctimas del conflicto"
Iceta y Sánchez, en Tarragona.

Miquel Iceta y Pedro Sánchez, EFE

Resumen:

El Partido Socialista de Cataluña ha suscrito una declaración de apoyo a “la paz en el País Vasco” que el próximo lunes se presentará en el Parlament de Cataluña y en la que se incluyen algunas de las reivindicaciones de la izquierda abertzale, como la relativa al final de la política de dispersión, y se emplea su terminología habitual, como las referencias a las “víctimas del conflicto”, la apelación al impacto de todas las ‘expresiones de violencia’ o la necesidad de dar pasos hacia una “reconciliación” entre víctimas.

En ella se defiende la necesidad de respaldar diversos aspectos relacionados con las víctimas y los presos de ETA para contribuir a “la convivencia” en Euskadi. Así, en la propuesta, que además del portavoz socialista en la cámara catalana, Ferrán Pedret Santos, suscriben representantes de la CUP, ERC, JxCat o CatECP, se apela promover el acercamiento de los presos de ETA a cárceles próximas a sus lugares de origen, fundamentalmente el País Vasco y Navarra, así como la de brindar “un trato humanitario” a los reclusos enfermos. Junto a ello, se insta a los presos de la banda a “reconocer el daño causado” con el objetivo de avanzar “hacia la reconciliación y profundizar en el reconocimiento mutuo entre las diferentes víctimas del conflicto”.

En otro de los puntos de la declaración se llama a la defensa de los principios de “verdad, justicia y reparación” para las víctimas de ETA “y también del resto de expresiones de violencia que han tenido lugar a lo largo de cincuenta años de conflicto en el País Vasco”. Todas las formaciones firmantes hacen referencia a la defensa de los derechos humanos como “eje central y única referencia para la convivencia” en Euskadi. También se apunta a que es necesaria la construcción de “una cultura de paz que ponga las bases de la no repetición”.

Los partidos que suscriben la declaración recuerdan que el pasado 1 de julio una representación del Parlament mantuvo un encuentro con víctimas de ETA, el GAL y víctimas de “abusos policiales” y ante las que se comprometió a facilitar el cumplimiento de los cuatro puntos relativos a la convivencia, los presos y las víctimas incluidos en la declaración.

Sin «actitudes vengativas»

El documento comienza refiriéndose al nuevo tiempo por el que atraviesa el País Vasco después de más de cinco décadas de violencia y tras el que se abre “un horizonte de convivencia, paz y reconciliación”. Consideran que Cataluña, que también ha padecido la violencia, desea “manifestar su apoyo a la pluralidad del Pueblo vasco en su camino hacia la consolidación de una nueva etapa”.

Subraya que la declaración se concibe como un paso más “en el recuerdo y el reconocimiento a la memoria de los muertos y sus familiares”. Afirma que lo hace con una mirada “alejada de actitudes vengativas que dificultan que la cultura de la paz y de la no repetición prosperen”.

El gesto de las formaciones soberanistas catalanas, así como del PSC y Podemos, con la situación en el País Vasco es un nuevo paso en la renovada sintonía entre las formaciones independentistas catalanas y vascas y éstas con los integrantes del Gobiernos, el PSOE y Unidas Podemos. Tanto Bildu como ERC se han consolidado como apoyos fundamentales para el Ejecutivo de Pedro Sánchez, con quien confían en dar pasos en clave soberanita hacia un nuevo modelo de Estado. La coalición que lidera Arnaldo Otegi ya ha anunciado que la lucha por el fin de la dispersión y la liberación de los presos de ETA enfermos y quienes tengan cumplidas tres cuartas partes de sus condenas será otra de las demandas prioritarias de su formación.      

Comentar ()