Política Comisión ejecutiva federal socialista

Odón Elorza cuestiona el pacto de Lastra con Bildu mientras Patxi López lo justifica

Pedro Sánchez aplaude a Adriana Lastra. EP

El pacto con Bildu para la derogación «íntegra» de la reforma laboral ha sido criticado por el vasco Odón Elorza, que ya admitió públicamente que «chirría un poco». Elorza ha tomado la palabra en la comisión ejecutiva federal socialista que se ha reunido hoy bajo la presidencia de Pedro Sánchez y con presencia de Adriana Lastra, según fuentes socialistas. A Elorza, que apoyó a Sánchez en las primarias, le ha dado réplica Patxi López, que presentó una candidatura alternativa al actual líder socialista., justificando el acuerdo para salvar el estado de alarma.

Pero lejos de exigir responsabilidades por el espectáculo del pasado miércoles en el pacto con Bildu, que obligó a una rectificación y un nuevo enfrentamiento entre los socios de Gobierno, la ejecutiva socialista ha salido oficialmente en defensa de su portavoz parlamentaria y vicesecretaria general, Adriana Lastra.

Firmante, junto con Pablo Echenique, por parte de Unidas Podemos, y Mertxe Aizpurua, de Bildu, de un pacto que se ocultó a la Cámara hasta que no se produjo la votación del estado de alarma, el «aparato» socialista ha «reconocido y puesto en valor el trabajo que está llevando a cabo el Gobierno en la lucha contra la pandemia y la reactivación de nuestra economía, al que se suma también la labor que está realizado a nivel parlamentario el Grupo Socialista».

Aunque no citan expresamente a Lastra, que es una de las lugartenientes más fieles a Sánchez, intentan cerrar así las especulaciones sobre su continuidad tras la enorme polémica del debate parlamentario que se sustanció con un pacto con Bildu, y del que se ha culpabilizado directamente al PP por retirar su apoyo a los sucesivos estados de alarma tras respaldar tres.

Ahora la gran duda reside en si Sánchez volverá el miércoles de la próxima semana a pedir una nueva extensión, sería la sexta, del estado de excepcionalidad hasta que, más o menos a finales de junio, se recupere cierta normalidad, tras haber conseguido disgustar a buena parte del arco parlamentario. No sólo el PNV, que subirá su precio, sino hasta formaciones que han pasado del sí a la abstención o al no directamente, como son el caso de Nueva Canarias y de Compromís, respectivamente. También las hay como ERC que de la abstención se ha instalado en el rechazo.

Críticas al PP

Por contra, la ejecutiva socialista, -que se ha felicitado de la aprobación, esta semana, del Ingreso Mínimo Vital- ha criticado la actuación del PP, «que pasando primero del ‘si’ a la abstención, y posteriormente al ‘no’ en la votación de la prórroga del estado de alarma, pone de manifiesto su decisión de dar la espalda a su responsabilidad de llevar a cabo una oposición de Estado».

Comentar ()