El escrito publicado este martes en El Confidencial demuestra no sólo que el ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, cesó al coronel Diego Pérez de los Cobos por negarse a informar al Ministerio sobre la investigación relacionada con el 8-M, sino que Marlaska mintió cuando justificó la destitución como un «proceso natural de sustitución de equipos» para darle un «nuevo impulso» a la Guardia Civil.

En este punto, la oposición ha salido en tromba para exigir la dimisión «inmediata» del ministro del Interior por injerencias políticas en el poder judicial. PP, Vox y Ciudadanos han abierto una ofensiva desde diferentes flancos -piden la reprobación en el Congreso de Marlaska– si bien los populares han comenzado a difundir por redes sociales un vídeo donde justifican por qué debe dimitir el ministro del Interior, con imágenes de Sánchez y el propio Marlaska reafirmando que el socialismo garantiza la libertad del poder judicial en España.