Política

Iglesias se felicita de que Sánchez abra el debate sobre la "utilidad" de la monarquía

Unidas Podemos "trabajará democráticamente" para cambiar el modelo de Estado que "no nos gusta"

Pablo Iglesias, en el Congreso. EP

Que el presidente del Gobierno calificara de «inquietantes» y «perturbadoras» las informaciones en torno a las supuestas comisiones millonarias de Juan Carlos I y que haya cuestionado el concepto de inviolabilidad de la figura del jefe del Estado supone, para Pablo Iglesias, la prueba de que «está señalando algo evidente: crece en la sociedad española un debate sobre la utilidad de la monarquía».

En su cuenta de Facebook, el vicepresidente segundo ha escrito un largo texto para felicitarse por la posición del jefe del Ejecutivo «respecto a los escándalos que afectan a la monarquía española», lo que supone a su juicio, «una novedad muy importante respecto a la que tradicionalmente han adoptado los líderes del PSOE y los presidentes del Gobierno de España sobre la Corona». Por ello, «creo que hay que poner en valor por su valentía y su sentido de Estado».

«La responsabilidad de Estado no solo debe mirar al pasado sino también al futuro y el Presidente demuestra con su reflexión su compromiso con un futuro mejor para España», agrega el vicepresidente segundo. El debate sobre la utilidad de la Monarquía «volvió a hacerse presente» al inicio del Estado de alarma, con la voluntad  de Felipe VI de alejarse de la figura de Juan Carlos I anunciando su renuncia a su herencia, «y ahora gana fuerza a raíz de las últimas informaciones sobre las maniobras de Juan Carlos I en Arabia Saudí y en Suiza».

Pero lejos de considerar que este es un asunto que solo afecta al Rey emérito y después de indicar que que Felipe VI demostró «sensatez» al tomar esas decisiones a modo de cortafuegos, cree el líder de la formación morada y socio de Gobierno de Sánchez que «hay cosas que difícilmente se pueden disociar: resulta complicado desvincular los presuntos delitos cometidos por Juan Carlos I de su condición de rey, que ostentó durante 40 años; y resulta complicado también ignorar que la monarquía es una institución hereditaria en la que la legitimidad descansa precisamente en la filiación».

Sin ocultar que su intención es poner en duda el monarquía parlamentaria que consagra la Constitución, que fue votada en referéndum, se lamenta respecto a que la actual correlación de fuerzas en la política española y los procedimientos que fija nuestro ordenamiento jurídico «hacen que un debate de esta naturaleza difícilmente pueda traducirse en cambios a corto plazo en nuestro sistema político».

Unidas Podemos «trabajará democráticamente» para cambiar el modelo de Estado

De hecho, para una reforma del modelo de Estado hay que acudir al modelo reforzado que exige mayorías de tres quintos en Congreso y Senado, referéndum, disolución del Parlamento y convocatoria de elecciones, y, sobre todo, el concurso del PP, sin cuyo apoyo es imposible sumar los votos necesarios. Ante esta evidencia, Iglesias afirma que su partido está comprometido con la Ley «aunque algunas leyes no nos gusten y trabajemos para cambiarlas democráticamente».

«Pero eso no significa que un Gobierno democrático pueda ser ajeno a los debates que preocupan a su pueblo, un pueblo que ya no está dispuesto a tolerar ni ciertos privilegios, ni la corrupción ni la impunidad. Nuestra obligación como Gobierno siempre debe ser escuchar a la sociedad», sentencia en su texto de Facebook..

Comentar ()