Ha nacido la Comisión Von der Leyen. En un afán de dejar claros los objetivos los nombres de las competencias de algunos comisarios son sorprendentes. Así Josep Borrell es el comisario para una Europa más fuerte en el mundo, el letón Valdis Dombrovskis coordina la labor de la Economía que trabaja por la gente (servicios financieros), y el antiguo portavoz del Ejecutivo saliente, el griego Margaritis Schinas, se hará cargo de la Protección del Estilo de Vida Europeo. Llevará las competencias de migración, seguridad, empleo y educación.

El sonido rechina. Esa vinculación entre migración y protección del bienestar ciudadano en Europa es muy del gusto del primer ministro húngaro, Viktor Orban. Es fácil interpretar que bajo este concepto se asocia la migración a una amenaza, lo que queda reforzado al vincularla a seguridad.

Es un error mezclar seguridad y migraciones, como mensaje y por lo que implica a nivel político», afirma Carme Colomina

«Es controvertido porque el marco mental que fija cuando se habla de la ‘protección del modo de vida europeo’ vinculado a seguridad y migraciones. Será algo que se discutirá en el Parlamento Europeo», señala Carme Colomina, investigadora del CIDOB. «Es un error mezclar seguridad y migraciones. Como mensaje y por lo que implica a nivel político».

Algunos eurodiputados verdes y liberales han mostrado su estupefacción por la creación de esta cartera. «Es como si se tratara de luchar contra el ascenso de los fascistas pero adoptando su retórica divisiva basada en fortalecer las fronteras», ha declarado Molly Scott Cato, eurodiputada ecopacifista británica a The Independent.

Según la liberal Sophie in’t Veld, «lo que hay que proteger de la forma de vida europea es la libertad de los individuos de poder elegir su propia vida, y no hay que crear una cartera para conseguirlo».

Desde Amnistía Internacional también se han mostrado preocupados por el mensaje que se traslada al vincular migración y seguridad.

Margaritis Schinas va a ser responsable de migración, con un enfoque transversal, y un concepto sostenible», explica Von der Leyen

Von der Leyen ha justificado la creación de la cartera que llevará Margaritis Schinas, quien fuera diputado de Nueva Democracia, por el enfoque transversal que impregna la nueva Comisión. «Va a ser responsable de migración, con un enfoque transversal, y un concepto sostenible», ha explicado en su comparecencia de este miércoles.

La presidenta electa de la Comisión aboga por un nuevo Pacto de Migración y Asilo, en el que será clave reforzar la Agencia Europea de la Guardia de Fronteras y Costas. El objetivo será llegara a los 10.000 efectivos antes de 2027.

En un tuit, Schinas ha dicho que se ocupará de «proteger mejor a los ciudadanos y nuestras fronteras con la modernización del sistema de asilo» y promoverá «la inversión en las cualidades de los europeos y en la creación de futuros brillantes para nuestros jóvenes». Sus objetivos, añade, son «proteger y empoderar a los europeos».

Tanto Von der Leyen como el resto de los comisarios asumirán sus cargos el 1 de noviembre. El Parlamento Europeo ha de someter antes a examen a los nuevos comisarios. «Es excepcional que el Parlamento Europeo utilice sus poderes para recursar a alguno de los candidatos, pero pueden presionar en la agenda. No serán comparecencias simbólicas», explica Carme Colomina.

En principio, hay repartos de competencias que llaman la atención como el húngaro Laszlo Trocsanyi, leal al primer ministro, Viktor Orban, a cargo de Vecindad y Ampliación, o la croata Durbravka Suica en Democracia y Demografía, incluso el polaco ultracatólico Janusz Wojciechowski en Agricultura.

Comisión «diversa» y paritaria

La alemana Ursula von der Leyen, primera mujer que encabezará la Comisión, ha destacado que su equipo es «tan diverso como lo es Europa», lo que ha despertado críticas, ya que si bien es cierto que es casi paritario, 13 mujeres y 14 hombres, todos los miembros son blancos. La Europa actual es más multirracial.

La paridad era una asignatura pendiente desde hace años. «La paridad ha de ir más allá de la presencia de las mujeres. Ha de traducirse en una visión política. La pasada Comisión tenía una comisaria responsable de temas de género, pero no ha cosechado grandes resultados», añade Colomina.

Junto a Von der Leyen, la danesa Margrete Vestager, comisaria de Europa lista para la Agenda Digital (otro nombre creativo), es una de las mujeres con mayor peso en el nuevo gabinete europeo.

Las apuestas fuertes de Ursula von der Leyen quedan claras al ver los tres vicepresidentes ejecutivos en los que se apoya: Margrete Vestager (Agenda Digital), el socialdemócrata Frans Timmermans (Acuerdo Verde Europeo) y el letón Valdis Dombrovskis (Economía que trabaja para la Gente).

El español Josep Borrell será Alto Representante de Política Exterior y Seguridad (Europa fuerte en el mundo, en su nueva denominación). Ha de afrontar este reto en un momento complejo en las relaciones internacionales.

Con vistas al Brexit parece pensado el reparto de las competencias de Mercado Interior, que asumirá la francesa Sylvie Goulard, y Comercio, puesto para el que está nominado el irlandés Phil Hogan, nada entusiasta del Brexit y muy crítico con Boris Johnson.  A su vez, el nuevo gobierno italiano recibe un espaldarazo contundente con la designación de Paolo Gentiloni, ex primer ministro del Partido Democrático, a cargo de Economía.

La idea de cambio y renovación se ha llevado demasiado lejos con unas denominaciones a veces absurdas (economía que trabaja para la gente) o bien controvertidas si no directamente ofensivas. La defensa de la forma de vida europea, basada en la libertad y la democracia, es misión de todas las instituciones europeas, y se articula de manera expansiva, hacia fuera, nunca como una protección hacia amenazas externas.